“Cada Biblia familiar tiene una historia,” dice Joseph Kerry. Entérate más sobre su increíble trabajo de devolver Biblias a las familias cuya genealogía se registra en su interior.

Han pasado aproximadamente cinco años desde que Joseph Kerry descubrió una Biblia familiar antigua y hermosa en una venta de garaje. En su interior encontró un tesoro de información sobre la historia de una familia olvidada por mucho tiempo o eso parecía.

Cuando comenzó a llover en la venta de garaje, sintió inmediatamente la necesidad de proteger la Biblia – cubrirla de alguna manera. “Pensé que la lluvia destruiría la Biblia y toda esa historia familiar en su interior,” dijo mientras le daba unas palmaditas a esa Biblia (se refiere a ella como la Biblia Wheeler).

También te puede interesar: RootsTech 2018: El evento de Historia Familiar más grande del mundo

“Bible Rescue”

biblia familiar

El fundador de Bible Rescue, Joseph Kerry, pasando las páginas de una Biblia familiar que data de la década de 1700.

Después de lo mencionado, Kerry se encontró recogiendo Biblias en ventas de garaje y tiendas de segunda mano. Les contó a sus amigos y colegas sobre sus hallazgos y la necesidad que sentía de registrar esa historia con Family Search o Ancestry, además de encontrar a los descendientes de los nombres en cada Biblia. Comenzó a pensar… “Rescatamos ballenas, rescatamos focas, por qué no rescatamos Biblias,” expresó con una sonrisa pícara. Así, nació la organización sin fines de lucro Bible Rescue.

Kerry ahora alberga pilas y estantes llenos de Biblias y cuando llegan voluntarios, revisan la historia familiar de las Biblias y las etiquetan con el nombre predominante de la familia. Luego, las archivan hasta que otro voluntario fotografía las páginas de la historia familiar y finalmente, otro voluntario envía la información a FamilySearch y otras organizaciones de historia familiar. Los hallazgos más emocionantes son los que incluyen fotografías.

La felicidad de encontrar una Biblia familiar

biblia familiar

Una vieja Biblia familiar perteneciente a unos esclavos.

En la actualidad, Bible Rescue tiene la colección más grande de Biblias familiares en manos privadas del país [EE.UU.], pero Kerry dice que no pretende que sea una colección en sí. “Deseamos devolver estas Biblias a las familias a las que pertenecen,” dijo. Por eso, organizó una jornada de puertas abiertas para Bible Rescue el 20 de octubre.

Además de la gran cantidad de Biblias familiares con Family Rescue, también se exhibieron las Biblias prestadas por Brent and Charlene Ashworth, la Biblia familiar de José y Emma Smith, la Biblia de William Bradford de Mayflower y, las Biblias de Jack Ruby y Helen Keller.

Una de las Biblias de Bible Rescue se remonta a la década de 1700, un tesoro de la zona de la costa este, una Biblia grande que fue bien cuidada y que se encuentra en muy buenas condiciones para ser una Biblia que tiene casi 300 años. La caligrafía es bellísima y grande, con letras de imprenta de gran tamaño.

Kerry contó que le han ofrecido considerables cantidades de dinero por la Biblia a lo largo de los años, pero Kerry no está interesado en pasarla a la colección de alguien más, está interesado en encontrar a la familia a la que le pertenece esa Biblia.

biblia familiare

Otra Biblia que es considerada como un tesoro es una que fue propiedad de unos esclavos. No está en condiciones perfectas, pero es más atractiva en ciertos aspectos porque fue muy apreciada y utilizada. Está llena de las fotos de sus propietarios.

En su tiempo adquiriendo Biblias, Kerry se ha dado cuenta de que las familias que tuvieron una vida más exitosa en un nivel económico parecen tener Biblias en mejores condiciones que aquellos cuyos medios pueden haber sido más escasos.

Otra observación interesante sobre la historia familiar: frecuentemente se encontraba entre el Antiguo y Nuevo Testamento.

“Realmente me gusta cuando cambia la caligrafía porque significa que la historia se registró tal como sucedió. Si todo está con la misma letra, sabes que todo se hizo al mismo tiempo”, dijo Kerry.

Muchas Biblias familiares

biblia familiar

Lo más genial de Bible Rescue es que parece haber una gran cantidad de Biblias familiares ahí afuera. “Hay algo con respecto a las Biblias. Parece que las personas no pueden deshacerse de ellas,” dijo Kerry. “Incluso si no creen en ellas, no quieren deshacerse de ellas,” agregó.

Sin embargo, las personas, distribuirán las Biblias de buena voluntad, las donarán a las bibliotecas o a las escuelas, un lugar donde sientan que terminarán en buenas manos. Por eso, Bible Rescue ahora recibe alrededor de 50 biblias familiares al año.

Kerry cree que han encontrado entre 1800 y 1900 árboles genealógicos desde que comenzó la organización sin fines de lucro. Ahora, su plan es crear una base de datos para que las personas puedan buscar sus nombres y averiguar si Bible Rescue tiene su Biblia familiar.

Si se descubre una Biblia familiar, le encantaría que la donaran para ayudar a que la organización sin fines de lucro siga funcionando, pero esencialmente, la Biblia es suya.

“Veo esto todos los días, pero cuando tenemos voluntarios, dicen que esto es algo por lo que emocionarse,” dijo Kerry.

A Kerry le encanta ver cómo los grupos de jóvenes llegan para etiquetar las Biblias y leen detenidamente las páginas buscando apellidos. A menudo, se emocionan y luego, guardan silencio mientras trabajan e investigan.

“Lo que sucede es que cada Biblia familiar tiene una historia,” señaló Kerry. Mientras comparaba la Biblia antigua y bien cuidada de la década de 1700 y la Biblia de unos esclavos, comentó, “ambas son irremplazables.” Además, Kerry tiene una Biblia de la nación Choctaw que firmaron todos los jefes tribales.

Kerry ha encontrado mechones de cabello, fotos, flores y otros artículos metidos cuidadosamente entre las páginas de las Biblias. “Contemplo cada una de estas Biblias… algunas procedentes de antes de la Guerra Civil… y me sorprende,” dijo Kerry. “Algunas de estas Biblias familiares están descuidadas, pero sabemos que alguna vez fueron apreciadas. Merecen ser apreciadas otra vez,” agregó.

Se trata de la familia

Kerry se apresuró en señalar que el trabajo no tiene denominación, no se trata de una religión u otra, se trata de la familia.

Kerry siempre está buscando voluntarios.

Para ser voluntario o pedir información, envía un correo a [email protected] o visita el sitio web, www.biblerescue.org.

Artículo originalmente escrito por evalogue.life y publicado en ldsliving.com con el título “Latter-day Saint’s Nonprofit Rescues Bibles, Returns Them to Families Whose Genealogy Is Recorded Inside.”