El pasado 8 de marzo se llevó acabo el evento denominado “Cara a Cara” (Face2Face), una transmisión vía satélite con el objetivo de fortalecer la fe en Jesucristo. Para contestar las distintas inquietudes que tienen los Jóvenes Adultos Solteros hoy en día, el evento contó con la participación del Elder Jeffrey R. Holland, miembro del Cuórum de los Doce Apósteles; La hermana Carole M. Stephens, primera consejera de la Presidencia General de la  Sociedad de Socorro; y el Elder Donald L. Hallstrom de los Setenta. Se hicieron preguntas por parte de la audiencia como también a través de las redes sociales en distintas partes del mundo.

“Para toda pregunta que tengamos; el evangelio es la respuesta”

Al igual que mucho de los jóvenes presentes, pude sentir la necesidad de escuchar atentamente y encontré respuestas a las distintas preguntas que tenía en mi mente y en mi corazón. Por ello, quisiera compartir con ustedes algunas de las enseñanzas que nos pueden motivar a trabajar más arduamente para alcanzar nuestro potencial divino y a fortalecer nuestra fe en nuestro Señor Jesucristo.

“Misioneros para toda la vida”

La hermana Stephens, recordando las palabras del Presidente Monson, dijo: “Ahora es… el tiempo para que los miembros y misioneros trabajen juntos para cumplir con esta obra.”  El llamado a compartir el evangelio es para todos los miembros de la Iglesia. El élder Holland declaró: “No queremos que ninguna joven se sienta inadecuada, olvidada, indigna, o mancillada, por no haber ido a una misión”. Existe el albedrío; el poder para escoger lo correcto de acuerdo con la voluntad de Dios. Y mientras se haga su voluntad, seremos llenos del espíritu y seremos capaces de compartir el evangelio dentro, como fuera del campo misional.

“La Castidad”

Muchos jóvenes que experimentan atracción hacia personas del mismo sexo se sienten solos, tienen miedo y no saben cómo pueden formar parte del reino de Dios. Élder Holland, con palabras sabias nos enseñó: “No sabemos de donde proviene esta atracción… ni queremos hacer ningún intento en definir estos sentimientos… pero de lo que si podemos hablar es acerca de la castidad. Nuestras enseñanzas se centran en lo que el Señor ha declarado acerca de la castidad, la santidad y  del uso de nuestro cuerpo”. La castidad es un don divino, el cual tiene un propósito especial dentro del Plan de Salvación. Esta ley se aplica a todos los miembros de la Iglesia: “… sean fieles, sean limpios, sean castos y para ustedes cada bendición esta… habilitada. Lo único que se pide es… guardar los mandamientos”.

“Los matrimonios felices son la regla; no la excepción”

“Si hablamos tanto referente a la familia… es porque la familia es ordenada por Dios, es central en el plan del Señor y tiene consecuencias eternas.” El tener este conocimiento nos ayuda a entender que no debemos estresarnos con la idea de casarnos, por el contrario, debemos sentir paz al creer que las promesas que vienen con el deseo de formar familias eternas, se cumplen; ya sea en esta vida, como en la venidera. La hermana Stephens declaró: “Nosotros no nos definimos por nuestro estado civil en la iglesia, nos definimos como hijos e hijas de Padres Celestiales, quienes nos conocen, nos amán y tienen un plan para nosotros”. Un plan perfecto, que brinda esperanza y nos ayuda a entender que todo lo que hacemos en la tierra tiene un fin eterno.

“Para casarse… No esperen por asuntos como el dinero. No esperen hasta que terminen la escuela. No esperen hasta que tengan un buen trabajo o casa. Ni esperen hasta que tengan un auto, dos o tres. Se van a perder todas las cosas que hubiesen aprendido juntos”.

Y estas son algunas respuestas siendo el centro de este maravilloso evangelio, nuestro Salvador Jesucristo. Él se sacrificó por cada uno de nosotros. Nos conoce y sabe nuestros deseos e inquietudes. Él nos ama y desea que sigamos sus enseñanzas. Que guardemos la ley de castidad y seamos fieles en guardar los mandamientos. Que sirvamos al Señor en todo momento y que compartamos el evangelio.  Que vivamos el plan de felicidad de nuestro Padre Celestial y que pongamos como meta lo eterno.

Comparto el link del evento para que puedan meditar sobre cada una de las enseñanzas de esa noche y les invito a compartir sus propias impresiones y enseñanzas.