Su Eminencia, el Cardenal Daniel N. DiNardo, Arzobispo de Galveston-Houston y Presidente de la Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos, emitió la siguiente declaración al recibir la noticia de la muerte del Presidente Monson:

“La Iglesia Católica en los Estados Unidos desea extender a la comunidad de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días nuestras oraciones y condolencias por la muerte del presidente Monson. Durante su mandato como presidente, la comprensión y la amistad se desarrollaron entre nuestras dos comunidades a nivel nacional. y a niveles locales. Al comprometernos en preguntas importantes sobre la familia y la dignidad de la persona humana, católicos y mormones trabajan juntos y se apoyan mutuamente. Hoy, los católicos se unen a sus hermanos y hermanas Santos de los Últimos Días en encomendar su alma en la misericordia y el amor de Dios.

(Foto de archivo Salt Lake Tribune) El presidente Thomas S. Monson visita a Scott Daw de Herriman y su hijo de 1 año, Brennan Daw, durante un evento en la Catedral de la Magdalena en Salt Lake City, Utah en agosto de 2012.

Es conocido para los miembros de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días el continuo trabajo conjunto entre líderes mormones y católicos en favor de los más necesitados y  la familia.

Cardenal Daniel N. DiNardo.

La comunidad Católica en el estado de Utah, de mayoría SUD, ha galardonado en varias ocaciones a líderes de la Iglesia de Jesucristo por su servicio a los demás y apoyo a la comunidad. De igual manera líderes Santos de los Últimos Días han expresado su aprecio y respeto por la labor de iglesia Católica en favor de los demás.