Para sus amigos y familia, la obrera del templo Anne Freiss es considerada como una persona 100 años joven y una inspiración, por la manera en que continúa sirviendo al Señor.

También puedes leerUn día en la vida de una obrera del Templo

A Anne Freiss no le gusta que nadie sepa o hable de su edad. No le gusta ser el centro de atención. Y hasta su reciente revelación, fue la obrera del tempo más anciana que presta servicios en el Templo de Oquirrh Mountain, Utah.

Antes de mudarse a Utah, la hermana Freiss vivía en Arizona. Se retiró de su trabajo de tiempo completo a los 83 años y pasó los siguientes 10 años sirviendo en el Templo de Mesa, Arizona. En 2012, se mudó a Salt Lake, donde comenzó su servicio a los 94 años de edad como obrera del templo en el Templo de Oquirrh Mountain, Utah.

obrera del templo

La Hermana Anne Freiss, de 100 años, fuera del Templo de Oquirrh Mountain Utah, donde trabajó como obrera. Foto de Debbie Martin.

Continuó sirviendo como obrera del templo cada semana. La mayoría de las semanas conducía sola, ya que no le gustaba molestar a nadie. Incluso, todavía puede utilizar las escaleras.

No necesita programarme un descanso, le dijo la hermana Freiss a la coordinadora del templo, la hermana Debra L. Martin. Las hermanas que sirven con la hermana Freiss en el templo dicen que es una bendición para todos los que la rodean.

obrera del templo

La hermana Freiss fuera del templo con su coordinadora, Debbie Martin. Foto cortesía de Debbie Martin.

Todos aman a esta dulce mujer. Su hija, Michele Riggs, dijo que los obreros del templo “la aman y la consideran como un ejemplo de progreso y perseverancia a cualquier edad.

El último julio, la hermana Freiss tuvo una operación de emergencia y estuvo de licencia. Durante ese tiempo, algunos de sus compañeros obreros del templo la visitaron en su casa. Un pequeño grupo fue a su casa justo antes de Navidad para cantarle villancicos.  La hermana Freiss se unió sin problemas a cantar los villancicos.

La hermana Freiss cumplió 100 años, el 26 de marzo y volvió al templo para realizar ordenanzas, apenas un par de días después.

obrera del templo

La hermana Freiss cumplió 100 años el 26 de marzo de 2018. Foto de Debbie Martin.

Su hija Bárbara Jensen trabajó con la hermana Martin para organizar este viaje especial al templo. Los miembros de la familia de la hermana Freiss que estuvieron ahí dijeron que fue un privilegio participar. Describieron la experiencia como espiritual y emotiva.

Estaba en paz. Estaba donde deseaba estar, su memoria en el punto y estaba sorprendida de ser tan bien recibida, incluso hasta las lágrimas por haber podido regresar,” expresó la hermana Riggs.

obrera del templo

La hermana Freiss fuera del templo con su hija Michele Riggs. Foto de Debbie Martin.

Su nuera Kathleen Freiss se sentía agradecida de estar presente y participar de las ordenanzas del templo con su suegra, a quien describió como “nuestra madre 100 años joven que todavía es lo suficientemente capaz y perspicaz para cumplir con su llamamiento como obrera del templo.”

Estaba radiante incluso después de que llegamos a casa,” dijo la hermana Riggs. “Esta experiencia, estar rodeada de la familia en un lugar como este, es una bendición inolvidable.”

obrera del templo

La hermana Freiss rodeada de sus copañeras obreras del templo que le fueron a cantar villancicos por Navidad. Foto cortesía de Debbie Martin.

Artículo originalmente escrito por y publicado en LDS.org con el título “100-Year-Old Temple Ordinance Worker Inspires Thousands Through Her Service.”