Declaración de la Iglesia sobre supuesta agresión sexual por un ex presidente de misión

declaración de la iglesia sobre agresión sexual de un ex presidente de misión

Mormonnewsroom.org página web oficial de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días ha publicado la siguiente declaración en inglés sobre un tema que se esta comenzando a compartir en diferentes medios sobre una presunta agresión sexual de un ex presidente de misión, la siguiente declaración reafirma la estricta posición de la iglesia de tolerancia cero ante tan graves acucaciones.

Declaración oficial de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días

En respuesta a las preguntas de varios medios de comunicación sobre las denuncias de que un ex presidente de misión de la iglesia cometió agresión sexual, La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días dio a conocer la siguiente declaración el martes 20 de marzo de 2018.

Estas acusaciones son muy serias y profundamente inquietantes. Si las acusaciones de agresión sexual son verdaderas, sería una trágica traición a nuestros estándares y daría como resultado una acción por parte de la Iglesia para disciplinar formalmente a cualquier miembro que fuera culpable de tal comportamiento, especialmente a alguien en una posición de confianza.

Este asunto señalado llamó la atención de la Iglesia en 2010, cuando una ex miembro de la Iglesia, que sirvió brevemente como misionera en 1984, les dijo a los líderes de la Estaca Pleasant Grove Utah West que había sido agredida sexualmente por el ex presidente del Centro de Capacitación Misión de Provo. Joseph Bishop, 25 años antes. Los líderes de la iglesia escucharon atentamente los reclamos y acusaciones que se hicieron y luego esto fue reportado inmediatamente al departamento de Policía de Pleasant Grove, y la policía la entrevistó en ese momento. La Iglesia no sabe lo que dijo en esa entrevista, pero la Iglesia no recibió más comunicaciones de la policía sobre el asunto.

Al mismo tiempo, la Iglesia remitió estas acusaciones a los líderes eclesiásticos locales de Joseph Bishop. Esos líderes se reunieron con el Sr. Bishop, quien negó las acusaciones. Al no poder verificar las acusaciones, no impusieron ninguna disciplina formal de la Iglesia sobre el Sr. Bishop en ese momento.

El asunto resurgió en 2016 cuando la misma persona se puso en contacto con un presidente de estaca en Pueblo, Colorado, y luego nuevamente hace unas semanas en enero de 2018, cuando la Iglesia fue contactada por un abogado que la representaba. Él proporcionó una copia de una grabación que ella había hecho de una conversación entre ella y Joseph Bishop, de 85 años, en diciembre de 2017. Desde ese momento, la Iglesia se ha involucrado en una investigación de las alegaciones de este individuo.

En el curso de esa investigación, tanto ella como el Sr. Bishop han sido entrevistados por un asesor legal externo. No es sorprendente que las historias, los cronogramas y los recuerdos de los involucrados sean dramáticamente diferentes. Esta mujer reafirmó sus acusaciones, y el Sr. Bishop una vez más las negó. No tenemos registro de una entrevista entre el élder Carlos E. Asay (1926-1999) y este individuo.

La Iglesia, como organización religiosa, no tiene las herramientas de investigación disponibles para las ejecución de aplicación de la ley. Tampoco puede la Iglesia sustituir a los tribunales en la adjudicación de reclamos legales. La Iglesia tiene una gran fe en el sistema judicial para determinar la verdad de estos reclamos. Sin embargo, la Iglesia se toma en serio su responsabilidad de responsabilizar a sus miembros por su conducta con respecto a las leyes de Dios y del hombre. Con ese fin, la Iglesia continúa su investigación de los reclamos hacia este individuo y actuará de manera consistente con su política de larga data de no tolerar el abuso.

Fuente: mormonnewsroom.org

| Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *