El Élder Patrick Kearon, Presidente del Área Europa de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días se reunió para hablar de “Migración, Integración y Valores Europeos: Poner valores en acción” con varios representantes Europeos de diversas denominaciones religiosas  incluyendo cristianos, musulmanes, hindúes y judíos, el 29 de Noviembre de 2016.

Como parte de diálogo en curso de la Comisión Europea con iglesias y organizaciones religiosas, la reunión de alto nivel de este año fue auspiciada por Frans Timmermans, Primer Vicepresidente de la Comisión Europea y asistieron varios oficiales de la Unión Europea. Este año es el tercer año consecutivo en que un representante de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días asiste a esta reunión desde que la iglesia abrió su oficina en Bruselas en el año 2013.

hl_05

Fotografía cortesía: mormonnewsroom.org

Sobre su invitación a asistir a la cumbre de este año, Élder Kearon comenta:

“Desde la cumbre del año pasado, hemos alentado a los santos europeos a acercarse a los refugiados. Hemos aprendido que para nuestra propia gente, sus actitudes hacia los refugiados han sido determinadas por la manera de ayudar a otros. Cuando se interactúa o se ayuda a alguien, se desarrolla el amor, y eso es lo que ha pasado”.  

El Primer Vicepresidente Timmermans invitó a los participantes a reflexionar en los desafíos actuales y en las oportunidades que la Unión Europea está teniendo. Algunos temas de discusión incluyeron lo siguiente: 1) Diversas sociedades europeas e integración de migrantes; 2) Desafíos sociales que son el resultado de la economía y la crisis de los refugiados. 3) ¿Cómo volver a confiar en la sociedad, en instituciones y en la solidaridad?

La lista de propuestas incluidas en el Plan de Acción de la Comisión Europea sobre la integración de extranjeros fue lo que guió el debate. Particularmente, sobre la noción de “valores europeos” y cómo estos pueden ser considerablemente puestos en práctica.  

Con un enfoque en los valores de fe, familia y libertad religiosa así como también el rol crítico que los valores de dignidad humana y el respeto por nuestros semejantes deberían tener al momento de formular las políticas de la Unión Europea, Élder Kearon dijo:

“Como líderes de fe, lo que mejor podemos hacer es alentar a nuestra propia gente a ayudar y dar una cálida bienvenida que comenzará con facilitar la aceptación de esos valores que nos son tan queridos. Ser un refugiado no define quien es esta gente. Son refugiados por una temporada. Es tan gratificante hacer algo que tiene un valor inmediato para aquellos que lo necesitan con desesperación”. Élder Kearon informó a los líderes religiosos y a la Comisión Europea sobre la experiencia de la Iglesia con otras denominaciones religiosas, gobiernos y organizaciones no gubernamentales en la integración de aquellos que han perdido todo. Para finalizar la cita, Élder Kearon añade: “El día de hoy estoy promoviendo el hecho de que alentemos a la gente de nuestra fe a que tiendan su mano y ayuden”.

Desde el año 2009, El Tratado de Lisboa está abierto, es transparente y mantiene un diálogo regular con iglesias y comunidades religiosas, así también como con organizaciones filosóficas y no confesionales en la ley primaria. (Art 17 TFEU).    

La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, una fe Cristiana con medio millón de miembros en Europa, busca la cooperación con organismos políticos e institucionales así también como con Organizaciones No Gubernamentales, religiosas y la sociedad civil.  

 

 

Artículo publicado originalmente en ingles en mormonnewsroom.org.uk. Traducido por Oscar Cerda.