En un esfuerzo continuo para ayudar a prevenir el suicidio, La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días ha lanzado una serie de vídeos esperanzadores, varios de los cuales provienen del élder Dale G. Renlund, del Cuórum de los Doce Apóstoles, que alientan a las personas a escuchar y amar a quienes piensan en el suicidio.

El élder y la hermana Renlund

El élder y la hermana Renlund en una conferencia. Créditos: mormonnewsroom.org

El élder Renlund alienta a los Santos de los Últimos Días a “brindar su amor y cuidar a aquellos que tienen pensamientos suicidas, que han intentado suicidarse, o que se sienten marginados de alguna manera. Necesitamos brindar amor y comprensión y podemos hacerlo haciendo un trabajo en conjunto con profesionales de la salud, con líderes eclesiásticos, con amigos y apoyo familiar”.

suicidio juvenil

El líder mormón dice que “la vieja noción sectaria de que el suicidio es un pecado y que alguien que se suicida es desterrado al infierno para siempre” es “totalmente falso”. Él agrega: “Sabemos por todas las estadísticas que existen, que hay alguien en el barrio (congregación) que está sufriendo y, a medida que nos reunamos como familia, como Iglesia, en una comunidad, podemos hacer las cosas mucho mejor de lo que estamos haciendo ahora. Nuestro Padre Celestial se complace cuando nos acercamos y ayudamos a Sus hijos. Creo que Él está profundamente satisfecho”.

reino telestial

Dos vídeos muestran historias personales: una de la princesa Shisso, que encontró esperanza después de sobrevivir a un intento de suicidio, y la otra de Rodolfo Beltrán, quien atravesó el suicidio de su hijo mientras estaba en la universidad.

“Llamar a alguien que intenta suicidarse es realmente incorrecto porque hay otras cosas con las que están luchando”, dice Shisso. “Ellos no se levantaron una mañana y dijeron: ‘Oh, quiero intentar suicidarme’. No, es un estado de ser. El hecho de que no podamos ver lo que alguien está pensando o pasando no significa que no necesite ayuda. Para alguien que está luchando, definitivamente le diría, ‘por favor, pide ayuda’. Siempre hay alguien allí que está dispuesto a escuchar”.

suicidio juvenil

Beltrán, un líder local de la Iglesia en Washington, DC, cuyo hijo Carlos se quitó la vida, dice que solía pensar que el suicidio solo afectaba a las familias con grandes problemas, pero ahora sabe que el suicidio “puede afectar a cualquiera. Necesitamos aprender como líderes de la Iglesia la manera de cómo prevenir esto. Necesitamos aprender cómo hablar de eso. Tenemos que entender que la enfermedad mental es como tener cualquier otra enfermedad”.

el suicidio

La serie también incluye importantes comentarios de la hermana Carol F. McConkie, quien sirvió en la presidencia general de las Mujeres Jóvenes de la Iglesia hasta abril de 2018.

expresar amor

“Cuando alguien dice que está pensando en lastimarse a sí mismo o que ha tenido pensamientos sobre un plan específico para quitarse la vida, es impactante”, dice la hermana McConkie. “Y en ese momento, realmente no sabes qué decir; no obstante, al mismo tiempo, deben esforzarse y buscar el Espíritu del Señor para guiarlos, ayudarlos a sentir lo que Él les diga, ayudarlos a expresar amor por esa persona y la seguridad de que están allí para ayudarlos. Caminamos juntos este camino, porque tenemos la obligación del convenio de velar el uno por el otro”.

desafíos de fe

Para ver todo  los vídeos y recibir más información, visite suicide.lds.org

Fuente: mormonnewsroom.org