En el 2017, Jackson VanDerkwerken pasó el verano lejos de su familia en el desierto de Goshen, Utah. No fue un verano típico para el joven de 17 años, pero cuando eres elegido como Nefi para los videos del Libro de Mormón, es necesario.

Vídeos del Libro de Mormón

Créditos: mormonnewsroom.org

Y resulta que interpretar a Nefi y mantenerse alejado de su familia sirvió para otro propósito, ayudarlo a prepararse para salir a una misión de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

Actualmente VanDerwerken sirve en la Misión Brasil São Paulo este.

¿Qué aprendió interpretando a Nefi?

“Estaba temblando cuando abrí la carta porque estaba muy ansioso y emocionado”, dijo VanDerwerken. “Cuando le di la vuelta a la carta y vi dónde pasaría los próximos dos años de mi vida, me di cuenta que yo había orado por eso. Esperaba una misión que me permitiera servir a los demás lo mejor que pudiera, y recibí esta confirmación mientras leía mi llamamiento. Sabía que era el lugar correcto”.

Vídeos del Libro de Mormón

Ahora, el élder VanDerkwerken está en misión mientras se están publicando los primeros videos del Libro de Mormón. Lo más probable es que este buen misionero tenga la oportunidad de ver los videos varias veces y también usarlos para enseñar a sus investigadores sobre el Libro de Mormón.

Todos tenemos un poco de Nefi

“Aprendí mucho sobre Nefi al verlo tomar decisiones. Tenía que confiar en el Señor para hacer lo correcto”, dijo Jackson VanDerwerken.

“Estos videos muestran a Nefi de una manera muy humana, y creo que estoy en el elenco interpretándolo debido a mis experiencias en la vida que me permitieron reaccionar ante las situaciones de la forma en que él habría reaccionado.

Vídeos del Libro de Mormón

Créditos: mormonnewsroom.org

Simplemente confié en que mi actuación fue cómo habría actuado Nefi. Por supuesto, él era una persona mucho más fiel que yo, pero aún es humano. Tomó las decisiones correctas en el momento adecuado. Y eso es lo que debemos darnos cuenta, que las grandes elecciones son importantes, pero las pequeñas también lo son”.

 

Fuente: maisfe.org