9 razones por las que los Santos de los Últimos Días son excelentes para los negocios

Ya sea una aerolínea multimillonaria o una pequeña empresa de suministros de emergencia, los miembros de La Iglesia de Jesucristo de los Últimos Días han establecido y/o administrado un número sorprendente de empresas en todo el mundo.

Los Santos de los Últimos Días pueden ser excelentes hombres de negocios. Foto: churchofjesuschrist.org

Por supuesto, creer o no creer en una religión no determina si una persona será un gran profesional o empresario. Sin embargo, es interesante ver cómo el enfoque de una religión en ciertas áreas y atributos de sus miembros puede crear un ambiente propicio para el cultivo de líderes fuertes.

Estos son 9 rasgos que tienen muchos Santos de los Últimos Días que los ayudan a ser considerados buenos hombres o mujeres de negocios:

1. Sirven regularmente

Misioneros con chalecos de Manos que ayudan. Foto: churchofjesuschrist.org

Los Santos sirven regularmente en sus congregaciones sin recibir ningún pago.

Se nos llama a liderar, dirigir, enseñar, organizar eventos y realizar muchas otras tareas que no se realizan normalmente en otras iglesias. Esto nos da oportunidades frecuentes para aprender y crecer.

2. Sirven misiones

misioneros

Foto: Newsroom

Debido a que muchos Santos sirven en misiones, aprenden sobre las necesidades de la gente y la cultura, lo que les brinda habilidades sociales e ideas para hacer negocios.

3. Valoran el trabajo arduo

Reunión Sacramental. Imagen: La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días

La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días no es una iglesia pasiva. A sus miembros se les enseña a hacer lo mejor que puedan en su servicio en la Iglesia, con sus familias y en sus trabajos.

4. Buscan educación

Los Santos de los Últimos Días se encuentran entre las religiones con mejor educación de los Estados Unidos. A los Santos se les enseña a adquirir la mayor educación posible para que puedan cuidar mejor de sí mismos y de sus familias en un mundo que cambia constantemente.

5. Creen en la honestidad

Ser una persona digna de confianza te abre muchas puertas. Imagen: Unsplash

Los Santos de los Últimos Días se hacen responsables de todas sus palabras y acciones. Por eso, hacen todo lo posible para ser honestos en los negocios.

Ser una persona digna de confianza te abre muchas puertas.

6. Se esfuerzan por ser autosuficientes

Buscar conocimiento tanto por el estudio como por la fe. Imagen: Canva

Por lo general, los Santos de los Últimos Días tratan de no ser una carga para los demás. Valoran su independencia y este pensamiento independiente los conduce a ideas creativas y les da impulso para hacerlas realidad.

7. Se les enseña a ser responsables

Los Santos de los Últimos Días somos responsables de nuestras palabras y actos. Foto: Canva

Cada miembro de nuestra fe es responsable de sus acciones, ya sea un líder, cónyuge, padre o Dios. Por lo tanto, los Santos de los Últimos Días se enfocan en asumir la responsabilidad de sus acciones, lo que genera un deseo de mejorar constantemente y no eludir la responsabilidad.

8. Se les enseña a estar listos

combatir la depresión lgtb

Imagen: iStockPhoto

El lema de los Boy Scouts, “estar siempre alerta”, es parte de la cultura de los Santos de los Últimos Días.

La preparación se enfatiza en muchas áreas, incluido el almacenamiento de alimentos, la planificación financiera y el manejo de emergencias.

9. Son caritativos

Fuente: Shutterstock

Al tener éxito financiero, obtienen los medios para ayudar a los pobres. Uno de sus principios es: “¿No somos todos mendigos?”, lo que significa que todo el mundo depende de Dios por todo lo que tienen, por eso ayudan a los demás.

Fuente: Mais Fe

¿Qué cosas aprendiste en la Iglesia de Jesucristo y ahora las aplicas en tu negocio o empresa? ¡Cuéntanos en los comentarios!

Video:

También te puede interesar:

| Inspiración

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *