Cómo evitar eclipses espirituales en nuestras vidas

atraer la luz del evangelio

El 21 de agosto, un eclipse total del sol pasó por los Estados Unidos. Esto fue evento muy esperado, desde la última vez que un eclipse solar total pasó de costa a costa en los Estados Unidos fue en 1918. Debido a esto, la gente se volvió completamente loca al respecto.  Viajaron cientos de millas para verlo. En una ciudad que conozco en el camino de la totalidad, los precios de Airbnb habían subido más de 1.667% sus tarifas normales.

A medida que la manía alrededor del Gran Eclipse Americano aumentó, me llevó a pensar acerca de cómo las personas se han enfocado y preocupado por algo que bloquee el sol. Esto, a su vez, me ha llevado a pensar en otro tipo de eclipse: un eclipse espiritual.

Un eclipse espiritual es lo que ocurre cuando dejamos que algo en nuestras vidas bloquee al Hijo de Dios. (¿Lo entendieron? ¡Es un juego de palabras!)

Eclipses Espirituales

Con demasiada frecuencia, nos preocupamos por las cosas que tienen precedencia sobre el Salvador. Quiero dar algunos ejemplos de lo que podrían ser. Como no sé nada de tu vida, usaré algunas experiencias de la mía propia. A veces esta sombra sobre el Señor es causada por cosas de poca o ninguna importancia. Cosas como ver seis horas de una serie como 30 Rock en Netflix, pero luego “no tener tiempo” para ir al templo. Otras cosas que pueden causar un eclipse espiritual son más grandes. Estas parecen justificados debido al peso que llevan en nuestras vidas, como nuestros trabajos. Como no contestar un texto acerca de ayudar con tu llamamiento porque estabas “ocupado en el trabajo” – a pesar de que definitivamente tenías una profunda conversación acerca de qué grupo de chicos de los 90 tenía mejor pelo mientras estabas en una conferencia telefónica.

Como puedes ver, las cosas que capturan nuestra atención son variadas y altamente prevalentes en nuestra vida cotidiana. La mayor diferencia entre un eclipse solar y un eclipse espiritual es que los eclipses espirituales son evitables. No podemos determinar el movimiento de los cielos y los caminos de los cuerpos celestes en él. Pero podemos tomar decisiones sobre a qué enfocar nuestra atención durante un día determinado.

El Poder de la Luz

como atraer la luz del evangelio

El sol es asombroso. Es una estrella que produce 3,86 vatios de septillones (esto es ¡24 ceros!) de energía cada segundo, descargando calor y ondas y la radiactividad en el espacio. Esencialmente potencia todo el sistema solar; su gravedad tiene los planetas en sus órbitas. Cuando ocurre un eclipse solar, es porque la luna se interpone entre nosotros y el sol. La luna. Una roca grande y sosa. Un objeto tan aburrido que la NASA fue allí unas cuantas veces, miró a su alrededor y dijo “Eh … vamos a dejar una bandera, una placa y unos cuantos vagabundos aquí y nunca volveremos”.

De la misma manera, el Evangelio de Jesucristo es algo asombroso. Da luz al mundo entero y a cada uno de nosotros como individuos. Doctrina y Convenios 84:45 nos dice que “todo lo que es verdad es luz y en Juan 8:12, Cristo mismo declara que él es la luz del mundo y añade que aquellos que lo siguen tendrán “la luz de la vida”.

Las cosas que se interponen entre nosotros y esta luz edificante para el alma son, en última instancia, de ninguna importancia desde una perspectiva eterna.

Quiero ser claro: No estoy sugiriendo que renunciemos a la televisión o las conversaciones por chat. Estas son actividades nobles y necesarias para sostener la vida. Pero cuando permitimos que tales trivialidades consuman nuestras vidas y bloqueen lo que es verdaderamente importante, como el Hijo de Dios, nos robamos a nosotros mismos de Su luz sustentadora.

Evitar nuestros eclipses

como atraer luz del evangelio

Por lo tanto, como las carreteras se obstruyen y un par de personas se vuelven ciegas debido a las falsas gafas de eclipse, animo a cada uno de nosotros a tomar un momento y pensar en una o dos cosas espirituales que no hemos priorizado en nuestras vidas. Podría ser la asistencia al templo. Tal vez es leer nuestras escrituras diariamente. O recordar programar el maestro para el Cuórum de élderes antes del sábado por la noche. (Esa es sobre mí otra vez).

Después de identificar algunos de estos defectos – grandes o pequeños – pensar en lo que te impide hacerlo. ¿Qué está causando tu eclipse espiritual? Apuesto a que la mayoría de nosotros, podemos mejorar haciendo pequeños cambios. Enviando un correo electrónico rápido. Abriendo de la aplicación Biblioteca del Evangelio. Tomando cinco minutos entre la selección de “SÍ” cuando Netflix te pregunta si todavía estás mirando The Office y hacer una oración a tu Padre Celestial. Al hacer estas pequeñas ediciones, recibiremos más luz, y esa luz “crecerá más y más brillante hasta el día perfecto”.

Espero que cada uno de nosotros pueda hacer los cambios necesarios para permitir que la luz edificante del Hijo brille más en nuestras vidas. Mientras lo hagamos, encontraremos un futuro tan brillante – que tendremos que usar gafas de eclipse.

 

Este artículo fue escrito originalmente por Mike Hopkins y fue publicado Millennialmorms.com, con el título Spiritual Eclipses Español © 2017

| Inspiración
Publicado por: Patricia Ortiz R. de Verano
Miembro de la Iglesia, sirvió en la misión Colombia Bogotá Sur. Es esposa, mamá y educadora en idiomas extranjeros (Inglés, Francés, Italiano), con Certificaciones Internacionales en Inglés, Diplomado en Traducción . Con experiencia en Marketing. Aficionada a la escritura, música, pintura, y a todo lo relacionado con el arte y el aprendizaje.
Boothe
Un joven mormón salva la vida de su padre
estándares de la iglesia mormona
3 Razones por las que la Iglesia Mormona es increíblemente asombrosa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *