No creo que exista un solo mormón en el planeta que no tenga preguntas sobre algunas creencias mormonas aparentemente extrañas. Incluso, sobre la historia o las reflexiones sobre las eternidades. Sin embargo, como Namán del Antiguo Testamento, a veces, después de todos nuestros mejores esfuerzos por entender las cosas, solo debemos tener fe. Supongo que podrías decir que en el mundo religioso gran parte de las cosas deben asumirse con fe en cierto grado.

También te ùede interesar:Cómo una de las primeras críticas del Libro de Mormón se convirtió en una evidencia de su veracidad

A continuación mencionaré tres cosas, de una lista larga, que personalmente no comprendo por completo, sin embargo, estoy dispuesto a aceptarlas con fe.

No obstante, antes de comenzar con la lista, comprende que la fe no debe ser utilizada como chivo expiatorio para temas que simplemente no deseamos reconocer. Cuando tenemos preguntas, debemos intentar resolverlas completamente por medio de una sincera investigación física y espiritual de la mejor manera que podamos. Además, aunque asuma algunas cosas con fe, no significa necesariamente que me tienen que gustar esas cosas como la tercera cosa de la lista.

La geografía del Libro de Mormón

asumir con fe

¿En dónde exactamente se llevaron a cabo geográficamente los eventos del Libro de Mormón? No tengo idea. Algunas personas creen que esos eventos sucedieron en la zona central de los Estados Unidos, en el área de los Grandes Lagos. Otros, creen que fue en la península mexicana y la geografía de América Central. De cualquier modo, tampoco existía una entrada en forma de arco que en lo alto tuviera la frase cincelada “Bienvenido a Zarahemla.”

El Élder Neal A. Maxwell una vez escribió: “Es la opinión del autor que todas las escrituras, incluido el Libro de Mormón, permanecerán en el ámbito de la fe. La ciencia no podrá probar o refutar las Sagradas Escrituras. No obstante, se presentarán pruebas suficientemente creíbles para evitar que los detractores se aprovechen, sin embargo no serán lo suficiente para eliminar los requisitos de la fe. Los creyentes deben ser pacientes durante ese despliegue. ”

Intento ser paciente durante tal despliegue.

La Palabra de Sabiduría (en especial, el café y el té)

asumir con fe

Gran parte de la Palabra de Sabiduría tiene completo sentido para mí. No alcohol, no drogas, no tabaco, cuida tu cuerpo, todo es genial. Sin embargo, lo que no entiendo completamente es por qué las sustancias aparentemente inofensivas como el té y el café están incluidas entre las cosas que no debemos consumir. El tema respecto al alcohol y las drogas es bastante sólido, pero no lo es demasiado para el café y especialmente, el té.

Pero, tengo fe de que es un mandamiento dado por un profeta de Dios, así que la fe tendrá que hacerlo ahora.

Poligamia

asumir con fe

Seamos sinceros, no creo que muchos mormones modernos estén felices con nuestra historia sobre la poligamia que cualquier otra persona. Incluso, los primeros santos no estuvieron felices al respecto. Es difícil de aceptar y existen muchos no miembros o antiguos miembros que se niegan a aceptarlo. Entiendo e incluso, simpatizo con su lucha.

¿Por qué algunos de los primeros santos recibieron el mandamiento de practicar la poligamia? Podemos especular todo el año 2018, pero al final del día, no estaremos completamente seguros de por qué se dio el mandamiento.  

No obstante, esa no es la única pregunta de su tipo. ¿Por qué los antiguos israelitas recibieron el mandamiento de matar a los hombres, mujeres y niños cananeos? Tampoco sé la respuesta, pero apostaría a que fue una prueba perturbadora de fe para muchos israelitas. Asimismo, la poligamia fue una prueba de fe para los primeros santos como también lo es para mí.

Pero aún así, todavía escojo la fe. Tengo tiempo para recibir mi propia revelación al respecto, y Dios tiene tiempo para dármela. Todavía estamos en medio de esta prueba de mortalidad. El arrendatario todavía no ha pagado a los obreros de la viña. Una de las creencias fundamentales del mormonismo es que Dios “aún revelará muchos grandes e importantes asuntos pertenecientes al reino de Dios.” Espero con ansias recibir más luz respecto a la práctica histórica de la poligamia y todas sus implicaciones. Después de todo, si mis ancestros no hubieran practicado la poligamia, no estaría aquí.

El equilibrio de la fe

testimonio de un hombre

Hasta aquí he mencionado algunas cosas que, ¡cielos!, sólo tengo que asumir con fe. Tengo preguntas reales sobre todas estas cosas que para las cuales sinceramente no tengo respuestas totalmente satisfactorias, pero, no creo que mi fe sea ciega. Me siento bien de asumir estas cosas con fe porque el peso de lo que creo firmemente es mucho más grande que el peso de las preguntas que tengo.

El Libro de Mormón es simplemente un milagro. En mi opinión, supera fácilmente cada crítica. No sé dónde se ubicaba Zarahemla, pero tengo una fe firme de que fue un lugar real. Tengo fe de que el Libro de Mormón es verdadero, pero para descubrirlo por ti mismo tienes que leerlo.

Tengo fe de que solo un profeta de Dios pudo haber producido el Libro de Mormón. Ese profeta fue José Smith. El peso de esa creencia es mayor que las preguntas que tengo respecto al café, al té o incluso, a la poligamia. Por supuesto, esas preguntas todavía son importantes, pero tengo el conocimiento suficiente para continuar con la esperanza de una luz mayor en el futuro.

Muchas personas tienen problemas con la técnica de “solo ignorar” ciertas preguntas del evangelio, pero no creo que se trate de eso. No soy defensor de simplemente ignorar las preguntas sin respuestas o fingir que no existen solo por tener paz mental. No obstante, creo que debemos ser precavidos para no permitir que lo que no sabemos destruya aquello de lo que estamos más seguros.

El hecho es que en el ámbito de la fe, que es el ámbito de la religión, siempre habrá preguntas sin respuestas. Las preguntas son una característica intrínseca de la fe misma. Si no hubiera preguntas, no sería fe. Dios tiene espacio para las preguntas con la finalidad de que la fe pueda existir e incluso, crecer. Así que no te asustes cuando surjan las preguntas porque son de esperarse. Todo es parte de Su plan divino y eso es algo en lo que todos podemos darnos el lujo de tener un poco de fe.

Artículo originalmente escrito por David Snell y publicado em mormonhub.com con el título “3 Things That, By Gosh, I’ve Just Got to Take on Faith (And Why I’m OK With That).