5 datos poco comunes sobre el matrimonio plural en la Iglesia

matrimonio plural

A lo largo de la historia de la Iglesia, la práctica del matrimonio plural ha sido vista con resistencia, burla, e incluso desconcierto total.

Estudios realizados por académicos que trabajan en el Proyecto de los “Documentos de José Smith” e investigadores independientes como Brian y Laura Hales, Kathryn Daynes y otros han ayudado a sacar a la luz algunos hechos importantes que nos ayudan a comprender mejor la naturaleza de esta práctica. 

Aquí hay 5 datos poco comunes que quizás no sabías sobre el matrimonio plural en la Iglesia.

1. El matrimonio plural fue revelado a principios de la historia de la Iglesia

La Iglesia responde

La edición de Doctrina y Convenios de 2013 señala que algunos de los principios relacionados con el matrimonio celestial y el matrimonio plural ya “eran conocidos por el profeta” (DyC 132).

Existe evidencia que sugiere que José Smith comenzó a meditar sobre los principios que rodeaban la práctica como parte de la obra que se conoció como la Traducción de José Smith de las Escrituras.

Joseph B. Noble, un miembro de la Iglesia que conoció el concepto del matrimonio plural en Nauvoo, registró en 1883 que “el profeta José Smith le dijo que la doctrina del matrimonio celestial le fue revelada mientras se dedicaba a la obra de traducción de las Escrituras, pero que cuando la comunicación se entabló por primera vez, el Señor le declaró que no había llegado el momento de la práctica de ese principio” (“Joseph Smith’s Polygamy: Toward a Better Understanding”).

W.W. Phelps, otro líder de la Iglesia en sus inicios, escribió que José recibió una revelación no registrada en 1831 la que se mandaba a los primeros santos que tomaran esposas de entre los nativos americanos “de la misma manera que Abraham tomó por esposa a Agar y Keturah”.

2. José Smith fue visitado varias veces por un ángel con una espada desenvainada

El matrimonio plural puso a prueba la fe y provocó controversia y oposición. Ese principio fue uno de los aspectos más difíciles de la Restauración, tanto para José Smith personalmente como para otros miembros de la Iglesia (“El matrimonio plural en Kirtland y en Nauvoo”). 

Más de 20 historias registrados por testigos relatan que José fue visitado en diferentes ocasiones por un ángel con una espada desenvainada que le mandaba contraer matrimonio con otras personas (“Joseph Smith’s Polygamy Volume 1: History”). 

Lorenzo Snow, Eliza R. Snow, Orson Pratt, Zina Huntington, Helen Mar Kimball, Erastus Snow, Mary Elizabeth Rollins Lightner, Benjamin F. Johnson y Joseph Lee Robinson dejaron relatos de la visita del ángel.

Lorenzo Snow relató que “en la primavera de 1843 tuvo una larga conversación con el profeta José Smith, quien le explicó en su totalidad la doctrina del matrimonio plural y declaró que un ángel con una espada desenvainada lo había visitado y le había mandado que practicara este principio” (“Joseph Smith’s Polygamy, Volume 1: History”).

3. El matrimonio plural se convirtió en un tema de debate público en el siglo XIX

Orson Pratt

La práctica del matrimonio plural fue anunciada públicamente en un discurso dado por Orson Pratt en el Tabernáculo de Salt Lake en 1852. 

El élder Pratt abordó varias preocupaciones sobre la práctica, primero enseñando que “no es, como muchos lo han supuesto, una doctrina adoptada por [los Santos de los Últimos Días] para complacer los deseos y sentimientos carnales del hombre; ese no es el propósito de la doctrina” (Orson Pratt, “Journal of Discourses”).

El élder Pratt enseñó que el matrimonio plural es una forma “mediante la cual se puede levantar una posteridad numerosa y fiel, instruida en los principios de rectitud y verdad” (Orson Pratt, “Journal of Discourses”).

El élder Pratt también enfatizó que los matrimonios plurales no se realizaban al azar, sino bajo la dirección del sacerdocio como en la antigüedad.

Orson Pratt

La práctica se convirtió inmediatamente en un tema de controversia a nivel mundial y fue ampliamente debatida, especialmente en los Estados Unidos.

Se llevó a cabo un debate muy difundido entre el élder Orson Pratt y J. P. Newman, el capellán del Senado de los Estados Unidos.

Aquel debate verbal tuvo lugar en el Tabernáculo de Salt Lake durante tres días, el élder Pratt estuvo a la par con Newman en todo momento en su discusión sobre la base bíblica del matrimonio plural.

Al final del debate, ambos lados fueron declarados ganadores, aunque evaluaciones posteriores favorecieron los argumentos y las habilidades del élder Pratt como discursante. 

4. El matrimonio plural se llevó ante la Corte Suprema de los Estados Unidos

José Smith

Después del anuncio del matrimonio plural, la oposición a la práctica se intensificó en los Estados Unidos. En diferentes momentos de la década de 1850, miembros de partidos republicanos y demócratas propusieron nuevas leyes para prohibir la práctica. 

El partido republicano de 1856 categorizó el matrimonio plural junto con la esclavitud como las “reliquias gemelas de la barbarie” (“The Mormon Question: Polygamy and Constitutional Conflict in Nineteenth-Century America”).

Los Santos de los Últimos Días veían el matrimonio como una ordenanza religiosa y no civil, sintiendo que la obligación de cumplir con los mandamientos de Dios estaba por encima de lo que veían como una interferencia federal injusta. 

George Reynolds

Sintiendo que sus derechos estaban protegidos por la Primera Enmienda de la Constitución de Estados Unidos, los líderes de la Iglesia propusieron un caso para probar (o refutar) la legalidad de las nuevas leyes que el Congreso había aprobado contra el matrimonio plural.

El hombre al que el presidente Brigham Young le pidió que representara a la Iglesia en 1875 era George Reynolds, de 31 años.

Reynolds, un joven humilde y sin pretensiones, se había desempeñado como secretario de varios líderes prominentes de la Iglesia y había contraído matrimonio con su segunda esposa solo unos meses antes de que su caso fuera presentado ante los tribunales federales.

En lugar de tener el juicio respetuoso que esperaban los líderes de la Iglesia, el juicio pronto pasó ser todo lo contrario. La peor parte del juicio fue cuando la segunda esposa de Reynolds, Amelia, entonces embarazada de su primer hijo, fue llevada ante el tribunal y obligada a testificar en contra de su esposo.

Corte Suprema Versículo

Durante los últimos años de la década de 1870, el caso Reynolds atravesó varios juicios adicionales, y finalmente fue llevado hasta la Corte Suprema.

En julio de 1879, la Corte Suprema confirmó la sentencia de Reynolds. Reynolds se sometió voluntariamente a pasar 18 meses viviendo en condiciones deplorables en la cárcel de Nebraska y Utah.

Los Santos de los Últimos Días de la época se refirieron a él como “un mártir viviente de la causa de Sión” (Bruce Van Orden, “The Life of George Reynolds, Prisoner for Conscience’ Sake”).

5. El Manifiesto fue solo el comienzo del fin del matrimonio plural

Wilford Woodruff

El 6 de octubre de 1890, el presidente Wilford Woodruff emitió una declaración oficial, que hoy se conoce ampliamente como el Manifiesto (Declaración Oficial 2).

El Manifiesto se dirigió al gobierno de los Estados Unidos cuando se especificó: 

“No estamos enseñando la poligamia o matrimonio plural, ni permitiendo a persona alguna su práctica”. 

El Manifiesto fue sostenido por consentimiento unánime y aceptado por la Iglesia como “autorizado y obligatorio” el 6 de octubre de 1890 para todos los miembros de la Iglesia que vivían en territorio de Estadounidense.

Algunos miembros de la Iglesia continuaron contrayendo matrimonios plurales de forma limitada en Canadá y México, donde se creía que la práctica era legal.

joseph F. Smith

Joseph F. Smith

Algunos miembros de la jerarquía eclesiástica continuaron participando de matrimonios plurales yendo en contra la ley.

Un segundo manifiesto fue publicado en 1904 por el presidente Joseph F. Smith, donde se sancionaba con la excomunión el solemnizar o contraer un matrimonio plural.

Dos apóstoles, Matthias Foss Cowley y John W. Taylor, se negaron a seguir la instrucción y fueron retirados del Quórum de los Doce Apóstoles en octubre de 1905 (“El Manifiesto y la finalización del matrimonio plural”).

A partir de 1908, el Manifiesto del presidente Woodruff se adjuntó al libro de Doctrina y Convenios y desde entonces se ha incluido en todas las ediciones.

Años más tarde, la práctica del matrimonio plural desapareció, pero sigue siendo una época importante en la historia de la Iglesia.

Fuente: ldsliving.com

| Para meditar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *