Élder Holland: “Crean en los milagros. La esperanza nunca se pierde”

milagros elder holland

Llegará el día en que ya no tendremos que luchar con nuestras debilidades, hay esperanza, hay milagros, vendrán días mejores. 

En Alma 34 dice: “porque el mismo espíritu que posea vuestros cuerpos al salir de esta vida, ese mismo espíritu tendrá poder para poseer vuestro cuerpo en aquel mundo eterno”.

Sufro de estrés postraumático, ansiedad y depresión. ¿Significa esto que sufriré estas mismas pruebas después de morir?

También te puede interesar:Un mensaje esperanzador de los líderes sobre las enfermedades mentales ”

Respuesta

Gracias por la pregunta. Espero poder decir algo que pueda ayudarte. Lamento que tengas que lidiar con TEPT, la ansiedad y la depresión; son pruebas muy difíciles.

Con respecto a ese versículo, es importante tomar lo que se dice aquí en el contexto que se le dio. Amulek era quien hablaba y el tema general es el arrepentimiento. Él dice:

Y ahora, como les dije antes, habiendo tenido tantos testigos, por tanto, les ruego que no posterguen el día de su arrepentimiento hasta el fin; porque después de este día de vida, que nos ha sido dado para prepararnos para la eternidad, he aquí, si no mejoramos nuestro tiempo mientras estamos en esta vida, entonces vendrá la noche de tinieblas en la que no se puede realizar ningún trabajo.

No podéis decir, cuando os encontréis en esa terrible crisis, que me arrepentiré, que volveré a mi Dios. No, no puedes decir esto; porque ese mismo espíritu que posee sus cuerpos en el momento en que salgan de esta vida, ese mismo espíritu tendrá poder para poseer su cuerpo en ese mundo eterno.

Porque he aquí, si habéis postergado el día de vuestro arrepentimiento hasta la muerte…

Dios misión

Amulek nos dice que uno no puede vivir en sus pecados ahora y creer que puede arrepentirse en el ultimo instante y creer que todo estará bien. Cuando pecamos, experimentamos sentimientos de culpa, lo cual es un recordatorio de que debemos cambiar nuestro comportamiento.

Si alguien también se siente deprimido porque, por ejemplo, esa persona rompió la Ley de Castidad, entonces sí, esa es una depresión que continuaría incluso en la próxima vida hasta que se arrepienta.

Sin embargo, como debes saber, el trastorno de estrés postraumático es causado por un trauma y, a menudo, causa depresión y ansiedad. Esta escritura habla sobre la condición de los pecados de otra persona, por lo que esta escritura no se aplica a tu trastorno de estrés postraumático ni a los desafíos relacionados a este.

elder Holland nueva promesa

El Señor nos ha hablado sobre la depresión a través del élder Jeffrey R. Holland y su maravilloso discurso, “Como una vasija quebrada”. Te recomiendo que leas el artículo completo, lo imprimas y tengas una copia a mano. Léelo una y otra vez.

Solo compartiré una parte aquí que se relaciona específicamente con tu pregunta:

“Testifico de la Santa Resurrección, ¡ese don inefable que es la piedra clave de la expiación del Señor Jesucristo! Junto con el apóstol Pablo, testifico que aquello que se sembró en corrupción algún día resucitará en incorrupción y que lo que se sembró en debilidad al final resucitará en poder. 

Élder Holland

Testifico del día en que nuestros seres queridos que sufrían discapacidades en la vida terrenal se presentarán ante nosotros glorificados y grandiosos, asombrosamente perfectos en cuerpo y mente. ¡Qué momento maravilloso será! No sé si sentiremos mayor felicidad por ser testigos de tal milagro o porque ellos serán totalmente perfectos y “libres al fin””.

Llegará el día en que ya no tendrás que luchar contra el TEPT, la depresión y la ansiedad. A veces puede parecer que la depresión durará para siempre, pero eso está lejos de la verdad.

Volverás a sentir paz, gozo y libertad. Espero que llegue aquel momento en esta vida. Lo ha hecho para algunos que conozco que tienen desafíos similares a los tuyos.

milagros

Hasta entonces, el élder Holland dice:

“Crean en los milagros. He visto suceder muchos de ellos cuando todo otro indicio decía que ya no había esperanza. La esperanza nunca se pierde. 

Si esos milagros no llegan enseguida, plenamente o de ninguna manera, recuerden el angustiado ejemplo del Salvador: Si la amarga copa no pasa de nosotros, bebámosla y seamos fuertes, confiando en días más felices por delante”.

Confía en que días mejores vendrán. Esa es la promesa de nuestro Salvador.

Fuente: askgramps.org

| Para meditar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *