¿Qué harías si descubrieras que Cristóbal Colón no fue el primero en emprender el épico viaje que lo llevó a descubrir el Nuevo Mundo? ¿Qué pasaría si descubrieses que las civilizaciones antiguas, incluidas las del Libro de Mormón, realizaron ese viaje primero?

Si eres Boyd Tuttle, significa que te embarcarás en una aventura para intentar recrear esa experiencia.

Este editor Santos de los Últimos Días se embarcará en un viaje nunca antes intentado en el que espera seguir el camino que Mulek recorrió para llegar a la Tierra Prometida. Tuttle, de 57 años, de Cottonwood Heights, Utah, hará el viaje basándose en su creencia de que Mulek viajó hacia el oeste a bordo de un velero fenicio.

libro de mormón

Barco de combate fenicio

También te puede interesar: Todo lo que debes saber sobre los nuevos vídeos del Libro de Mormón

Los fenicios eran una antigua cultura comercial marítima, que existió alrededor del año 1200 a. C. a 200 a.C. Ocupando el Líbano moderno y las partes costeras de Siria y el norte de Palestina, los fenicios eran considerados los gobernantes del mar.

Eran conocidos por su innovación en la construcción de navíos y su tipo de navegación (a ellos se les atribuye el descubrimiento de la estrella polar) y trueques con productos como tinte púrpura, vidrio, metales y aceite de oliva, expandiendo su civilización en todo el Mediterráneo.

Según el Libro de Mormón, Mulek fue el único hijo sobreviviente del rey Sedequías, quien Tuttle supone escapó porque era el último hijo del rey, que todavía no nacía cuando su familia fue asesinada. En 589 a.C. cuando Jerusalén cayó y Sedequías fue capturado, los babilonios trajeron a todos sus hijos ante él y los mataron ante sus propios ojos para demostrar que su reino había terminado.

El libro de Tuttle, “In the FootstepoMulek”, que se publicará en el 2020, explora la idea de cómo Mulek y su séquito llegaron a la Tierra Prometida a bordo de un velero fenicio unos 2,000 años antes de Colón.

Tuttle y sus acompañantes viajarán bajo el liderazgo del explorador británico y ex marino de la Real Marina Británica Philip Beale en un barco, réplica de un navío fenicio de 600 a.C, conocido como “Phoenicia” que significa “La Fenicia”. 

Por otro lado, Beale espera validar su teoría de que la antigua civilización fenicia tocó tierra en las Américas en muchas ocasiones mucho antes que los europeos. Tuttle también desea explorar la posibilidad de que Mulek y su grupo pudieron haber navegado bajo una bandera fenicia.

Imagen cortesía de Philip Beale.

La “Phoenicia” está programada para zarpar desde Cartago, Túnez, (un antiguo puerto marítimo fenicio) el 18 de septiembre y viajar a través del Mar Mediterráneo hasta las Islas Canarias y América. 

“Le doy la bienvenida a bordo al Sr. Tuttle y a cualquiera que esté dispuesto a seguir las reglas; este no será un crucero de placer, de eso estén seguros”, expresó Philip Beale.

Desde las Islas Canarias, el grupo continuará su recorrido por el Atlántico por medio de la Corriente Ecuatorial del Norte, la misma corriente que transportó a Cristóbal Colón en 1492. El mayor peligro es que el barco no aguante los fuertes vientos y olas del mar durante su cruce transatlántico.

“El otro peligro son los cargueros ocasionales que se cruzan en nuestro camino a 20 nudos”, dijo Beale. 

Imagen cortesía de Philip Beale.

Imagen cortesía de Philip Beale.

Aunque todavía no está seguro de un punto de desembarque exacto, Beale espera que el barco y la tripulación lleguen en algún lugar del Golfo de México a fines de diciembre o a principios de enero, entre seis y ocho semanas después de partir de las Islas Canarias.

Tuttle señaló que “las escrituras no dicen que el Señor mandó a Mulek a construir un barco como lo hizo con Nefi o el Hermano de Jared”, por lo que lo lleva a concluir que los Mulekitas deben haber tomado la ruta más directa posible hacia la Tierra Prometida, tal vez llevándolos al puerto fenicio más cercano donde el grupo podría, con dinero e influencia, comprar su ‘boleto de salida’ con un barco fenicio con rumbo al oeste.

Los historiadores nos dicen que los fenicios eran las únicas personas que navegaban en mar abierto en ese tiempo, con dos de sus puertos de envío más grandes ubicados en las ciudades costeras mediterráneas de Sidón y Tiro. 

Barco mercante fenicio, siglo IV a. C.

Barco mercante fenicio, siglo IV a. C.

El Libro de Omni, en el Libro de Mormón, habla sobre cómo los Mulekitas llegaron a la Tierra Prometida. Dice que “viajaron por el desierto, y la mano del Señor los condujo, a través de las grandes aguas, a la tierra donde Mosíah los encontró; y allí habían morado desde aquel tiempo” (Omni 1:16). Después de vivir en la tierra de Zarahemla durante casi 400 años, los mulekitas fueron encontrados por el pueblo de Mosíah entre el 279 a.C. y el 130 a.C.

Los colegas de Tuttle producirán al menos dos documentales que capturarán este épico viaje por mar. El primero explorará la evidencia histórica secular del viaje transatlántico de los fenicios y el segundo examinará si los antiguos hebreos (como los mulekitas) podrían haber estado entre los primeros en llegar a América al viajar con los fenicios.

Tuttle dijo que para él el viaje es crucial para la culminación de sus estudios. El barco nunca realizará otro viaje por el Atlántico.

viaje del libro de mormón

Imagen cortesía de Philip Beale.

“Una cosa es sentarse en una silla cómoda detrás de una computadora en algún lugar y meditar sobre lo que pudo haber pasado, pero otra cosa completamente diferente es utilizar los métodos antiguos y viajar a donde esos navegantes iban con un barco idéntico al que navegó las mismas aguas que hace 2,600 años para validar tu punto.”

Este artículo fue escrito originalmente por Lds Living Staff y fue publicado originalmente por ldsliving.com bajo el título “Watch: Latter-day Saint Creates Heartwarming Children’s Christmas Song in English and Spanish