¿Por qué necesito ver la Conferencia General?

conferencia general

La Conferencia General de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días es un evento mundial que se lleva a cabo dos veces al año para todos los miembros y amigos de la Iglesia.

Es una ocasión muy importante y especial porque es durante estos días de conferencia que podemos escuchar las palabras del profeta de Dios, los apóstoles y otros líderes de la Iglesia. 

Ellos nos brindan mensajes específicos que son muy inspiradores y que pueden bendecirnos de inmediato.

Además de estas palabras inspiradas, también podemos recibir anuncios importantes relacionados con la Iglesia y, lo que es más importante, recibir revelación.

También te puede interesar: “Quiz: Datos interesantes de la Conferencia General y sus discursantes

No podemos sobrevivir espiritualmente sin escuchar a Dios

En abril de 2018, el presidente Russell M. Nelson nos enseñó:

“En los días futuros, no será posible sobrevivir espiritualmente sin la influencia guiadora, orientadora, consoladora y constante del Espíritu Santo”. 

Sabemos que vivimos tiempos difíciles. Es solo cuestión de mirar alrededor para darnos cuenta de que todo no está bien y que necesitamos de más guía y ayuda de Dios. Vemos muchos problemas, relacionados en diferentes ámbitos, todos sin resolver, personas sin esperanza e información y sin verdad.

Necesitamos a Dios. Ahora, más que nunca.

Dios quiere hablar contigo

Nuestro Padre sabe todo lo que está sucediendo y, como nos ama tanto, quiere que recibamos revelación, o guía, respuestas, dirección, para nuestras vidas.

Y esto puede suceder de dos formas.

1. Dios quiere responder tus preguntas

Podemos llevar las preguntas que ansiamos saber a la Conferencia General y buscar respuestas durante las sesiones.

¿Quieres saber si Jesucristo realmente existe, si Dios es real? ¿O te gustaría fortalecer tu testimonio del Libro de Mormón o saber si es realmente verdadero? ¿Quiere saber si debes permanecer en una relación o cómo ayudar a tus hijos?

Escucha lo que enseñan los discursantes, medita sobre sus palabras, escribe tus pensamientos e ideas.

Nuestro Padre Celestial está ansioso por responder tus preguntas y ayudarte a acercarte a Él. Quiere aclarar tus inquietudes y traer paz en medio de las dudas de la vida.

2. Dios también quiere decirte más cosas

Por supuesto, podemos esperar que Dios responda nuestras preguntas durante la Conferencia General, pero eso no es todo de lo que Él desea que hablarnos.

Tal vez Él te inspire a estar dispuesto a ser una persona más paciente o a cambiar los hábitos de tu vida que deseas mejorar. Puede que no sea algo que le hayas pedido, pero Dios desea brindarte Sus consejos.

Para recibir esa guía “adicional”, podemos esforzarnos por tener la mente y el corazón abiertos. Evita pensar: “Bueno, obtuve mi respuesta, así que ahora ya nada me debe preocupar”. Tener nuestro corazón y nuestra mente abiertos significa esperar humildemente el consejo de Dios.

¿Solo puedo recibir revelación solo durante la Conferencia General?

Debes saber que no es así. 

Podemos recibir revelación de Dios de diversas formas, incluida la Conferencia General. La oración, la lectura y el estudio de las Escrituras, hablar con las personas que nos aman, meditar y muchas otras cosas nos llevan a recibir respuestas de Dios, y la Conferencia General es el momento específico para lograrlo.

Si Dios te llama ahora mismo, ¿acaso no responderías? Por supuesto que lo harías, ¿cierto? La Conferencia General sería como ese llamado, y las palabras que escuchamos durante estos dos días son exactamente lo que nuestro Padre desea decirnos.

Son las palabras más actuales de nuestro Padre Celestial para nosotros. Es lo que Él desea que apliquemos en nuestras vidas ahora y durante los próximos seis meses. Es lo que Él sabe que necesitamos escuchar ahora mismo.

No pierdas la oportunidad de hablar con tu Padre Celestial durante la próxima Conferencia General. Puede que te sorprenda todo lo que tiene que decirte.

Fuente: maisfe.org

| Para meditar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *