Cómo incluir a todos en tu boda en el templo (incluso cuando la familia y los amigos no pueden ver el sellamiento)

boda en el templo

Hay muchos escenarios que dejarían a familias o amigos inactivos, recién bautizados o familiares y amigos no miembros incapaces de participar en una ceremonia de matrimonio en el templo.

Si tus próximos planes para tu matrimonio incluyen uno de estos escenarios, debes saber que las decisiones que tomes sobre la forma en que incluirás a tus familiares y amigos que no podrán acompañarte en la ceremonia del templo afectarán no solo el día de tu boda, sino que probablemente tengan un efecto que dure por algunos años.

La meta es incluir a todos en tu boda en el templo aun si no pueden estar dentro de él.

boda en el templo

También te puede interesar: 20 Maneras de Expresar Amor sin Gastar Mucho Dinero

Si tu actitud es de paciencia e inclusión, los corazones pueden suavizarse y las relaciones futuras pueden ser fortalecidas.

Aquí hay algunas ideas para ayudar a los familiares y amigos que no pueden asistir a la ceremonia del templo a sentirse parte del día de tu boda:

Involucra a aquellos que no pueden participar en la parte del día donde te encontrarás dentro del templo con tantos otros detalles como te sea posible mientras planificas el día de tu boda.

Aprovecha esta ocasión para brindar el don del conocimiento a quienes amas.

Comparte con ellos un libro ilustrado sobre los templos, como por ejemplo el folleto de la revista de la Iglesia que está lleno de hermosas fotos y explicaciones sobre su objetivo o el hermoso libro de fotografía que también narra la historia de los Santos de los Últimos Días a través de los templos.

También puedes darles una copia de “La familia: Una Proclamación Para El Mundo” y explicarles los principios importantes y cómo aquellos principios son parte fundamental de tus creencias.

boda en el templo

Organiza una reunión familiar para hablar sobre lo que va a suceder.

Invita a tu obispo u otro líder del sacerdocio para que pueda explicar la importancia que se le da a la familia y cómo el templo es un componente integral para las familias eternas.

Tal ocasión puede proporcionar un ambiente informal y amigable para poder obtener preguntas y respuestas.

Al crear tu lista de invitados para el templo, procura mantenerla limitada.

Todos los sellamientos en el templo deben tener una pequeña lista de invitados, ya que es una ceremonia muy personal, pero cuando los seres queridos no miembros están involucrados, la lista debe ser aún más corta.

Evita invitar a familiares y amigos a fin de no herir más sus sentimientos.

Invita a los que no pueden entrar al templo a que visiten el templo contigo.

Haz arreglos para que alguien espere con ellos afuera en los jardines o en la sala de espera.

En muchos casos, un miembro de la Presidencia del templo podrá reunirse con tus invitados y responder sus preguntas. Algunos templos realizan recorridos por los alrededores del templo o de los centros de visitantes.

Considera realizar una reunión para el intercambio de anillos después del sellamiento.

Esto no se debe hacer en los alrededores del templo y se debe tener cuidado de no hacer que este intercambio se convierta en una seudo ceremonia de boda.

Esta acción puede significar mucho para un padre o pariente que ha esperado por muchos años ser incluido en esa parte de la ceremonia.

Con la planificación adecuada, tu boda en el templo puede ser una oportunidad para crear relaciones futuras en lugar de convertirse en un obstáculo que crea discordia.

Todo dependerá de tu actitud. No te disculpes, por el contrario, habla de lo [email protected] y feliz que estás y de lo agradecida que estás con todos tus amigos y familiares por hacer que el día de tu boda sea tan especial

Este artículo fue escrito originalmente por Dawn Frandsen y Jamie Cline y fue publicado por ldsliving.com, con el título: “How to Include Everyone in Your Temple Wedding (Even When Family and Friends Can’t Watch the Sealing)

 

| Vida S.U.D
Publicado por: Sabina Mujica Estrada
Graduada de Turismo, Hotelería y Gastronomía, apasionada por los libros y los idiomas, profesional armando rompecabezas.
mundo inicuo
Capítulo 08 del Antiguo Testamento: Cómo vivir con rectitud en un...
ayudas matrimoniales
“No se trata de discutir sino de cómo discutimos” y otras ayudas...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *