Estudio demuestra que aquellos que estudian el evangelio en su hogar son más felices

Según un estudio de Wheatley Institution, las personas que oran y escudriñan las Escrituras en casa, experimentan mayor felicidad y el amor de Dios en su vida.

Por su parte, las parejas muy religiosas – aquellas que asisten a la Iglesia y adoran regularmente en su hogar – experimentan: mayor felicidad en su relación, compromiso conyugal, bondad y perdón. Asimismo, presentan un nivel más elevado de toma de decisiones en conjunto.

También te puede interesar : Estudio muestra aumento en el uso del término “Segunda Venida”en las conferencias

Hace dos años, durante la Conferencia General, el presidente Russell M. Nelson anunció:

“Un programa de estudios integrado, para fortalecer a las familias y las personas, por medio de un plan centrado en el hogar y apoyado por la Iglesia para aprender la doctrina, fortalecer la fe y fomentar una mayor adoración personal”. 

Lo que resultó en el manual “Ven, sígueme”.

Antes de que la pandemia azotara el mundo y se cerraran los centros de reuniones temporalmente, comenzamos a utilizar este nuevo plan de estudios.

Los beneficios de adorar en el hogar

Afortunadamente, durante este tiempo en el que no se puede asistir a la Iglesia, millones de Santos han podido acceder a estos recursos de adoración en el hogar.

Investigaciones recientes enfatizan los beneficios espirituales y en las relaciones, que pueden surgir cuando se adora en casa.

El estudio publicado esta semana analizó datos de más de 16,000 personas en 11 países, incluido los Estados Unidos.

Estudo das Escrituras. Diretos Reservados. Usado com permissão.

Dicho estudio demostró que las personas y las parejas que asisten regularmente a la Iglesia, oran, estudian las Escrituras y hablan sobre su religión en casa, gozan de beneficios que otras personas no.

Muchos de los beneficios que podemos esperar de la práctica religiosa – como encontrar sentido a la vida, sentir más felicidad y el amor de Dios – se han reflejado tanto en parejas que adoran en el hogar como en parejas que simplemente asisten a la Iglesia, pero no participan de las actividades de adoración en el hogar.

El hecho más interesante de este estudio fue que las personas que “adoran en el hogar” tienen muchas más probabilidades de encontrar un significado a su vida, sentir mayor felicidad y el amor de Dios cada día.

Los autores del estudio dicen:

“Si bien estos dos grupos son evidentemente similares en su asistencia regular a la Iglesia, parece que existe un factor en especial que influye en la práctica de la adoración en el hogar, que aprovecha el potencial de la fe para hacer la vida más significativa a largo plazo”.

Según Clay Routledge, escritor del New York Times, los hallazgos indican que la devoción religiosa infunde significado y propósito a la vida.

Las estadísticas del estudio

En otras palabras, las personas que adoran en su hogar, presentan de un 90 a 95% de probabilidades de sentir el amor de Dios diariamente.

Por otro lado, aquellos que asisten a la Iglesia esporádicamente o con regularidad. Sin embargo, no tienen el hábito de adorar en casa, presentan entre un 50 y 75% de probabilidades de sentir el amor de Dios.

Asimismo, las parejas que adoran en el hogar y presentan el mismo nivel de prácticas religiosas, presentan mayores beneficios en su relación, que incluyen:

  • Niveles más altos de toma de decisiones en conjunto: El estudio demostró que las mujeres tienen una mayor participación en la toma de decisiones en un entorno religioso que en uno secular.

  • Mayor satisfacción conyugal: Las mujeres en entornos de adoración en el hogar tienen el doble de probabilidades de reportar una alta satisfacción en la relación que las mujeres en relaciones con creencias seculares compartidas. Por otro lado, los hombres que adoran en el hogar tienen 1,5 veces más probabilidades de alta satisfacción conyugal que los hombres en relaciones con creencias seculares compartidas.
  • Menos problemas relacionados con el dinero: Cuando se les preguntó si el dinero “generaba problemas en su relación”, las parejas que adoran en el hogar reportaron un nivel más bajo de problemas financieros en sus relaciones.

  • Mayor sentido de compromiso, bondad y perdón: De todos los grupos, las mujeres que viven en hogares donde se realiza la adoración, reportaron el nivel más alto de estas virtudes en sus cónyuges. En un grado ligeramente menor, los hombres reportaron lo mismo.

La adoración en el hogar es fundamental más ahora que nunca

eu e minha casa serviremos ao Senhor

En la última conferencia, escuchamos a los apóstoles describir el declive de las prácticas religiosas.

Por ejemplo, el élder Neil L. Andersen citó datos de Pew Research, que muestran tendencias preocupantes: muchas personas se han alejado de las creencias religiosas y las sociedades se están volviendo cada vez más seculares.

En su discurso de apertura, el presidente Nelson elogió el hecho de que “el aumento del estudio del Evangelio en muchos hogares está resultando en testimonios y relaciones familiares más fuertes”.

Fuerza Familias

Los dones espirituales de la adoración en el hogar son claros. Esta nueva investigación nos recuerda de una manera hermosa que la adoración en el hogar también beneficia nuestra felicidad y nuestras relaciones.

Al seguir el consejo inspirado de nuestro profeta de participar activamente en la adoración en el hogar, nos fortaleceremos como familias e individuos en todo el mundo a medida que atravesamos esta época de incertidumbre.

Fuente: LDS Living

| Vida S.U.D

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *