12 temas de los que deberías hablar con tu pareja antes de casarte

matrimonio

¡Bienvenido tú que estás próximo a casarte! Sé que este es un tiempo muy emocionante. Por eso, quiero compartir contigo algo que me ayudó mucho a prepararme para lo que vendría después de la boda. ¡Déjame contarte brevemente cómo lo hice!

También te puede interesar5 Consejos para Adultos Solteros: Cómo encontrar un amor que dure

¿Cómo me preparé?

Mis padres se divorciaron cuando yo era muy pequeña y yo no quería correr la misma suerte. Tenía muchas ideas negativas sobre el matrimonio y no quería casarme. Sin embargo, afortunadamente en ese tiempo tenía un novio muy paciente (que ahora es mi esposo) que me ayudó a darme cuenta de que el matrimonio no era nada malo.

Yo sabía por confirmación espiritual que mi novio era la persona con la que debía casarme. Pero, necesitaba estar 100% segura de ello. Así que hablé con mi terapeuta, que me hizo entender que lo que pasó con el matrimonio de mis padres no tenía por qué ocurrirme a mí, y me dio una lista de 12 temas de los que mi novio y yo debíamos hablar.

Cada uno llenó la hoja por separado y después discutimos las respuestas. ¡Esto salvó mi matrimonio y quiero compartirlo contigo!

Instrucciones

No tienes que discutir todos los temas con tu pareja en un mismo día. Pueden hablar de uno o dos temas a la semana, como lo crean conveniente, lo importante es que lo hagan de manera consciente.

Es importante que resuelvan esta hoja de trabajo por separado y una vez que hayan terminado, compartan sus pensamientos. Permitan que sus conversaciones sean guiadas por el Espíritu. Sentirán la impresión de hablar de cosas que no se mencionan exactamente en esta lista. ¡Eso está bien! ¡Sigan!

Si sus respuestas son diferentes, ¡felicidades! ¡Es el momento de practicar el compromiso! Esta es una habilidad que tendrán que utilizar en su vida de casados, así que deben acostumbrarse.

El objetivo de este ejercicio es fortalecer su relación, descubrir si son compatibles y prepararse para el matrimonio. Sin nada más que decir, ¡estos son los temas!

1. Finanzas

¿Cuánto va a trabajar cada uno? ¿Cómo administrarán las cuentas bancarias y cómo pagarán las facturas? ¿Cómo manejarán el diezmo? ¿Cómo tomarán decisiones sobre compras importantes?

No hay una sola forma correcta de administrar el dinero en un matrimonio. La razón por la que este tema genera tantos conflictos se debe a la falta de comunicación.

No soy terapeuta, pero creo que si ambos llegan a un acuerdo con respecto a las finanzas, su relación podrá manejar cualquier problema de dinero que se presente en la vida.

2. Hijos y su crianza

sexualidad

¿Tendrán hijos? ¿Qué tan pronto? ¿Cuántos? ¿Cuál será su enfoque para la crianza de los hijos? ¿Quién y cómo se disciplinará?

Puede parecer extraño hablar de esto tan pronto. ¡Quizás ni siquiera hayan pensado en su enfoque de crianza! Sin embargo, este tema es muy importante. Tómense el tiempo para pensar en esto y hablar sobre ello profundamente.

3. Toma de decisiones

los hijos pa' cuándo

¿Cómo tomarán las grandes decisiones? (dónde vivir, trabajos, etc.) y ¿las pequeñas decisiones? (qué película ver, dónde comer, etc.)

Es difícil saber exactamente cómo te sentirás cuando surjan las grandes decisiones. Mi esposo y yo prometimos mantener al Señor de nuestro lado para que el Espíritu nos ayudara cuando estuviéramos en esta situación.

4. Comunicación y conflicto

JAS

¿Cómo manejarán los desacuerdos? ¿Preferirán “darse un espacio” o hablar de ello? ¿Está bien que se vayan a dormir enojados? ¿Cómo es una comunicación aceptable dentro de las discusiones? ¿Qué es inaceptable?

Tendrán conflictos en el matrimonio. Lo importante es que hagan un esfuerzo para superarlos. Todos manejamos los desacuerdos de manera diferente y ¡eso está bien! Mi estilo de resolución de conflictos ha cambiado con el tiempo. Vuelve a evaluar esta pregunta ocasionalmente con tu pareja.

5. Intimidad sexual

intimidad sexual

¿Con cuánta frecuencia? ¿Con qué se sentirán cómodos? ¿Cómo manejarán las ocasiones en los que uno se sienta indispuesto?

Tenía mucha ansiedad con respecto a este tema. Me aterrorizaba. ¿Te imaginas lo horrible que habría sido la noche de bodas si mi esposo y yo no hubiéramos llegado a un acuerdo? Asegúrate de que tu pareja conozca tus expectativas y pensamientos. En mi opinión, esta es una de las conversaciones más vitales que se debe tener.

6. Estilo de vida

¿Ejercicio? ¿Tipos de pasatiempo? ¿Mascotas?

Sus estilos de vida serán diferentes. ¿Cómo afectarán su relación y tiempo juntos? ¿Qué tan importantes son para ti? Algunos de nosotros vivimos la Palabra de Sabiduría de manera diferente, ¿qué piensas de ello?

7. Tiempo libre

convertir

¿Cómo es un típico viernes por la noche? ¿Sábados? ¿Cuánto tiempo pasarás con tus propios amigos (sin tu pareja)?

Este es otro aspecto de la vida que cambiará según el tiempo y las circunstancias. Vuelve a revisar esto ocasionalmente y sé abierto sobre tus sentimientos.

Mi esposo se mudó lejos de su familia y no tenía amigos cuando nos casamos. Era importante para nosotros discutir el hecho de que él se sentiría solo si estuviera con mis amigos todo el tiempo.

8. Roles en el matrimonio

¿Quién hará la limpieza? ¿Quién cocinará? ¿Cuáles son sus opiniones sobre los roles de género y las prioridades de lo que se debe hacer en la casa?

Por ejemplo, no me gusta lavar los platos. Mi esposo prometió que él se encargaría de eso. A cambio, yo prometí que me aseguraría de que el baño siempre estuviera limpio porque esa es su tarea menos favorita.

Por supuesto, a veces tengo que lavar los platos, pero hacemos nuestro mejor esfuerzo. ¡Cuidamos de cada uno!

9. Religión / Espiritualidad

JAS

¿Qué papel jugará la religión? ¿En qué actividades participarán? ¿Con qué frecuencia?

Puedes pensar que si eres parte de la misma religión no hay nada de qué hablar aquí. ¡Eso no es cierto! ¿Usas tu ropa de Iglesia todo el domingo? ¿Las actividades de barrio son importantes para ti? ¿Qué películas están bien o no para ver? ¿Con qué frecuencia pagan su diezmo? No te saltes este tema.

10. Familias

familias eternas

¿Cuánto tiempo pasarás con tu familia? ¿La familia de tu pareja? ¿Hablarán de sus desacuerdos o decisiones importantes con sus padres?

Las relaciones familiares pueden ser difíciles de llevar. Trabajen juntos y comuníquense con frecuencia. Tu lealtad siempre debe estar en primer lugar con tu cónyuge. En nuestro matrimonio, hemos optado por nunca decir nada negativo a espaldas del otro.

¡Nuestras familias solo deberían escuchar lo positivo! Por supuesto, algunas circunstancias requieren lo contrario. Sigan al Espíritu.

11. Fidelidad en el matrimonio

¿Te sientes cómodo con que tu cónyuge hable con amigos del sexo opuesto? ¿Qué límites esperas?

Este tema es similar a la sección de relaciones familiares. ¿De qué está bien que hablen con sus amigos? ¿Se deben guardar las cosas? Descubran cómo se sienten sobre el tema.

12. Divorcio

perdonar

¿Cuál es su compromiso con el matrimonio? ¿Bajo qué circunstancias considerarían el divorcio?

En nuestra relación, decidimos ni siquiera bromear sobre el divorcio. Como mencioné anteriormente, vengo de una familia divorciada. Quiero hacer todo lo posible para evitar esta situación en mi futuro. Discutan cómo se siente al respecto.

Pensamientos finales

En algunas secciones, mencioné que deberían volver a discutir algunas de las preguntas más adelante en su vida. ¡Tengan este artículo a la mano! Mi esposo y yo revisamos nuestras respuestas de vez en cuando. La vida cambia y tu perspectiva también.

El Espíritu Santo es  muy importante en estas conversaciones. Él los ayudará a encontrar un punto medio y a discutir temas que no se mencionaron aquí. ¡Mantén la mente abierta!

¡Les deseo lo mejor en este momento tan emocionante! La vida matrimonial es lo mejor, especialmente cuando se comunican bien y trabajan juntos. Espero que esta lista te ayude a ti y a tu futuro esposo o esposa. ¡Que se diviertan!

¡No olvides compartir este artículo con alguien que sepas que se va a casar pronto! ¡Gracias por leer!

Fuente: Third Hour

| Para meditar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *