Fotógrafa Santo de los Últimos Días documenta 609 años de amor eterno

Stephanie Jarstad ama las historias de amor.

Como fotógrafa de bodas, Jarstad disfruta escuchando cómo las parejas se conocieron y se enamoraron perdidamente.

En una serie de fotos, Jarstad documentó cómo el dulce amor de una pareja joven se vuelve más dulce con el paso del tiempo.

Su serie de fotos se llama “Para envejecer contigo” y presenta a trece parejas que Jarstad conoció en las afueras de un templo Santo de los Últimos Días. Estas reuniones resultaron en entrevistas y sesiones de fotos improvisadas.

Jarstad dijo lo siguiente acerca de conocer a estas parejas:

“Cada pareja compartió conmigo su historia de amor y algunas perlas de sabiduría. Nos reímos juntos, lloramos juntos y nos hicimos muy amigos”.

A continuación, te mostraré algunas de mis fotos favoritas de la sesión fotográfica de Stephanie Jarstad:

1. Doug y Fran: 55 años de matrimonio

También te puede interesar5 Consejos para Adultos Solteros: Cómo encontrar un amor que dure

“Fuimos novios durante ocho años. Terminamos y volvimos a estar juntos seis veces. Simplemente no pudimos comunicarnos. Pero, las estrellas siguieron uniéndonos. Todavía seguimos trabajando en la comunicación, pero nuestro amor se hace más profundo cada día”.

2. Steve y Cheryl: 49 años de matrimonio

“La historia de cómo nos conocimos necesita una pequeña introducción. Nuestros abuelos eran distribuidores de dulces en Provo y nuestros padres se encargaban del catering. Seguimos sus pasos y ahora somos dueños de un negocio de catering”.

Steve: “Aunque no conocía a Cheryl, crecí cantando con su hermano mayor y su hermana en la Escuela Secundaria Brigham Young en Provo. Después de la secundaria, ambos nos mudamos de Provo a diferentes áreas de California”.

“Por cosas del destino, terminamos en el mismo baile en California. Yo había ido con una joven al baile, a quien llevé a casa temprano después de ver a Cheryl ahí. Regresé al baile y le pregunté a su hermano quién era la chica que estaba con él”.

“Después de que terminó el baile, le grité al hermano de Cheryl en el estacionamiento: ‘No necesitas preocuparte por tu hermana menor, ¡Yo la llevaré a casa!’ Eso solo funcionó debido a nuestros muchos años de amistad”.

Cheryl: “Mi familia no apoyó mucho nuestra relación, ya que Steve viene de un hogar disfuncional. Intentaron convencerme de no casarme con él”.

“Al tener dificultades para tomar una decisión por mí misma, dejé que mi madre influyera en ella. Por supuesto, respetaba a mis padres, pero también necesitaba aprender a confiar en el Señor”.

“Ayuné y oré, y mi respuesta fue como un relámpago. Entonces, Steve condujo desde California hasta Utah y decidimos fugarnos para casarnos ese viernes. Loco, lo sé. Recuerdo esa respuesta y me da la fuerza para soportar cualquier desafío”.

3. Mervin y Carolyn: 56 años de matrimonio

Mervin: “Nos conocimos en una clase de economía. Pero, yo solo estaba estudiando a la joven de la clase”.

“La vida es muy incierta, necesitas tener fe. Cuando nos casamos, no teníamos muchas cosas. Simplemente nos atrevimos y comenzamos a trabajar. Siempre se requerirá esfuerzo. ¡Estamos más cerca el uno del otro ahora más que nunca en toda nuestra vida!”

4. George y Diane: 60 años de matrimonio

Diane: “Nos conocimos en la biblioteca. Bueno, en realidad, ese fue nuestro segundo encuentro. De hecho, nos conocimos en la Iglesia. Se presentó y, después, esa noche me llamó a casa. Me preguntó si saldría con él y le dije que tenía planes. Me preguntó sobre la próxima semana y la que le seguía, y sinceramente tenía una cita cada semana. Así que no me llamó después de eso”.

“Eso nos lleva al siguiente encuentro. Estaba estudiando en la biblioteca, me di cuenta de que me estaba mirando, se acercó y se presentó. ¡Lo recordaba, pero él me había olvidado! Ahí es donde empezó todo. Me acompañó a mi salón, hablamos y nos conocimos”.

“Una forma en que nos mantenemos unidos es simplemente al envejecer uno al lado del otro. Nunca hemos sido ancianos antes y solo estamos tratando de aprender a envejecer juntos. Nos apoyamos mutuamente en los problemas que surgen”.

corazón roto

George: “Diane es una esposa maravillosa, maravillosa. Tenemos mucho en común ahora. No teníamos mucho en común cuando recién nos casamos. El mejor consejo matrimonial que recibimos fue: ‘No traten de cambiar al otro, simplemente siéntanse cómodos el uno con el otro e identifiquen sus mejores cualidades”.

“Diane, ¿estaría bien decirle que eras la señorita Oregón?”

Diane: “¡Oh, eso fue hace 100 años!”

5. Richard y Jan: 65 años de matrimonio

Jan: “Nos conocimos en octavo grado. Lo invité a un baile de Sadie Hawkins en noveno grado y dijo que ¡me avisaría!”

Richard: “En realidad, solo quise decir que era demasiado joven para conducir, y tenía que preguntarle a mi papá si podría llevarnos”.

Jan: “Supuse que eso significaba que estaba esperando una mejor invitación”.

Richard: “Se sentó frente a mí en nuestra clase de inglés y tuve que responder a todas sus preguntas, o tal vez fue al revés. Nos casamos al poco tiempo de terminar la secundaria cuando teníamos 17 años”.

“Le digo a la gente que éramos adolescentes. Digo que ella tenía 19 años y yo 13. Las risas son importantes en nuestro matrimonio”.

“La dejé tener su cuarto de costura y yo me quedo afuera. Asimismo, ella se queda fuera de mi sala de corte de vidrio”.

¡Qué bonito es el amor! Esperamos que estas historias y fotos de estas parejas te hayan inspirado a crear tu propia historia de amor. ¡Muchos buenos deseos si ya tienes a alguien con quien estás creando tu historia de amor! Y, para los que aún no encuentran a alguien, no pierdan las esperanzas.

Mira aquí el resto de las fotos de Stephanie Jarstad.

Esta es una traducción del artículo que fue escrito originalmente por Kyle Ravsen y fue publicado en Third Hour con el título “LDS Photographer Documents 609 Years of Eternal Love”.

| Inspiración

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *