La fe en Cristo trae el poder de acceder al verdadero arrepentimiento

arrepentimiento jesucristo

“Testifico que el amor del Salvador por ti es real. Él nunca quitará las promesas que te ha hecho, no tengas miedo de acceder al poder del arrepentimiento”

Cuando asistía a clases de seminario en la secundaria, tenía una amiga que se sentaba al otro lado del salón. Ella era inteligente y amable, y tenía una personalidad acogedora. Raramente nos veíamos fuera de las clases de seminario. 

Durante mi último año de secundaria, nos empezamos a conocer en las clases de seminario y hablábamos de muchas cosas que eran importantes para nosotros.

Mi amiga parecía tener el deseo de hacer lo correcto y guardar los mandamientos, pero al mismo tiempo tenía problemas para ser obediente a los mandamientos.

oraciones

También te puede interesar: Élder Andersen: “Los cielos obran a nuestro favor, eso no se puede negar”

En las clases de seminario, ella hablaba de su amor a Dios y al evangelio, pero luego, con frecuencia los lunes por la mañana, me enteraba de sus actividades del fin de semana y su dificultad al guardar la Palabra de Sabiduría y cumplir con otros estándares de la Iglesia.

A veces ella me hablaba de sus fines de semana. Parecía lamentar lo que había hecho y quería mejorar. La alentaba hablándole sobre la fuerza de voluntad, elegir a buenos amigos, no involucrarse en ciertas situaciones y ser capaz de decir que no.

Parecía apreciar aquello, pero continuó haciendo las mismas cosas mes tras mes. Ella habló de querer cambiar y arrepentirse, pero eso nunca pareció suceder.

Si pudiera hablar con ella ahora, le hablaría menos sobre los pasos necesarios para el arrepentimiento, y mucho más sobre la fuente y el poder de su capacidad para cambiar, arrepentirse y ser perdonada. Le hablaría sobre su fe en Jesucristo.

Trataría de ayudarla a darse cuenta de que si ella fortalece su conocimiento y creencia y fe en Cristo, entonces su confianza y seguridad en Él le brindaría poder, Su poder para ayudarla a cambiar su comportamiento.

El arrepentimiento comienza con la fe en Jesucristo

élder Holland - Jesucristo

“In His Hands” por Kolby Durrant Larsen

Para arrepentirnos, debemos creer que Dios nos perdonará y luego tomar las acciones necesarias para cambiar. El presidente Henry B. Eyring dijo: 

“La fe no es simplemente saber que Dios puede hacer algo. La fe es saber que lo hará”.

El arrepentimiento debe comenzar con la fe en Jesucristo. El profeta Alma enseñó a los zoramitas cómo la fe en Cristo, a medida que se nutre, crecerá de una semilla, a una planta, a un poderoso árbol de fe en Cristo.

La fe es multidimensional; tiene profundidad y amplitud. Tu fe crece o disminuye. La fe crece y se fortalece dentro de nosotros a medida que deseamos creer, al reflexionar sobre la palabra de Dios, al aumentar la sinceridad y la frecuencia de nuestras oraciones, al arrepentirnos y guardar los mandamientos, y al experimentar el poder del Señor Jesucristo en nuestras vidas. 

Alma comienza su enseñanza sobre la fe en el capítulo 32 con estas palabras:

“Mas he aquí, si despertáis y aviváis vuestras facultades hasta experimentar con mis palabras, y ejercitáis un poco de fe, sí, aunque no sea más que un deseo de creer, dejad que este deseo obre en vosotros, sí, hasta creer de tal modo que deis cabida a una porción de mis palabras.”

Luego habla sobre plantar esa semilla en nuestro corazón, no descartarla por incredulidad y permitir que ensanche nuestra alma e ilumine nuestro entendimiento.

“¿No fortalecerá esto vuestra fe? …Sí, fortalecerá vuestra fe, porque diréis: Sé que esta es una buena semilla; porque, he aquí, brota y empieza a crecer…Por tanto, si una semilla crece, es semilla buena.”

Luego, Alma relaciona nuestra experiencia con el crecimiento del conocimiento espiritual dentro de nosotros: 

“¿No es esto verdadero? Os digo que sí, porque es luz; y lo que es luz, es bueno, porque se puede discernir”.

hombre

La fe es algo que crece, y a medida que crece, recibimos dones y poderes celestiales y la capacidad de hacer lo que no podíamos lograr.

El autor de Hebreos dijo: 

“La fe es la certeza de las cosas que se esperan, la evidencia de las cosas que no se ven”. 

La fe nos brinda certeza. A medida que nutrimos nuestra fe al tomar acciones rectas, las evidencias de su realidad vendrá a nuestra vida; sabremos que es real.

Esas evidencias que reconocemos como dones espirituales que no teníamos previamente nos permiten tener una mayor fe. Nuestra fe en Jesucristo se edifica sobre sí misma, experiencia tras experiencia, sentimiento tras sentimiento, confirmación tras confirmación.

mujer persona

El presidente Henry B. Eyring explicó cómo este conocimiento nos lleva a la acción: 

“Será necesario tener una fe inquebrantable en el Señor Jesucristo para escoger el camino que conduce a la vida eterna. Por medio del ejercicio de esa fe, conoceremos la voluntad de Dios.

Al actuar movidos por esa fe desarrollaremos entereza para hacer la voluntad de Dios. Y al ejercer esa fe en Jesucristo resistiremos la tentación y obtendremos el perdón por medio de la Expiación”.

La fe en Cristo nos brinda el poder para acceder al verdadero arrepentimiento

jesus en africa

Experimentar los milagros de Dios y el arrepentimiento profundo que conduce al perdón, comienza estableciendo una base segura de fe en Jesucristo. La fe en Cristo trae el poder necesario para acceder al verdadero arrepentimiento. El presidente Joseph Fielding Smith dijo:

“Si comprendiéramos de verdad y fuéramos capaces de sentir, aunque no fuera sino en grado ínfimo, el amor que Jesucristo nos tiene y Su misericordiosa voluntad de aceptar sufrir por nuestros pecados, estaríamos dispuestos a arrepentirnos de todas nuestras transgresiones y a servirle”.

Si te encuentras cometiendo los mismos errores, luchando por ser firme en tu deseo de cambiar, exprésale a tu Padre Celestial tu amor por Él y fortalece tu fe en el Señor Jesucristo. Aprende de Él, estudia Su sagrada expiación y piensa profundamente en lo que sufrió por ti.

Guarda sus mandamientos con más exactitud. Al hacer tu parte al fortalecer tu fe en el Salvador, te prometo que los cielos te ayudarán a acceder a este don de fe, y tendrás la fuerza espiritual para arrepentirte de tus pecados y no volver a ellos.

jesús

Con tu fe fortaleciéndose y con el poder y los dones de Dios obrando dentro de ti, sentirás profundamente dentro de ti la habilidad y la ayuda divina para cambiar tu comportamiento. Tendrás un mayor deseo y fortaleza al guardar los mandamientos, para descartar aquellas cosas que no trae un beneficio a tu vida.

Al hacer estas cosas, habrá otro poder: el poder de Cristo y Su expiación, que trae un perdón por los pecados pasados, empezarás a sentir Su aprobación por lo que estás haciendo. Entonces, milagrosamente, a veces rápidamente, a veces lentamente, sentirás el don de Su perdón.

Testifico que el amor del Salvador por ti es real. Él nunca quitará las promesas que te ha hecho. Al hacer tu parte día tras día, dejando atrás tus pecados, te prometo que la culpa y el dolor que han sido parte de tu espíritu debido a las acciones incorrectas que has tomado serán aliviadas y te sentirás limpio y puro ante Él. 

Fuente: ldsliving.com

| Para meditar
Publicado por: Sabina Mujica Estrada
Licenciada en Turismo, Hotelería y Gastronomía, apasionada por los libros y los idiomas, profesional armando rompecabezas.
desperdiciar el tiempo sacerdocio
Covid-19: Puedes lidiar con el estrés, el temor y la preocupación,...
presidente Ballard
Presidente Ballard: Es hora de unirnos de nuevo para orar por nuestros...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *