Como después del divorcio, esta madre soltera descubrió su valor como hija de Dios

Escritura soltera mujeres amor propio

En un nuevo video de la serie “Su Gracia” de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, Cardin, una madre soltera que pasó por un divorcio hace dos años, comparte cómo encontró la paz de Cristo en su vida.

Cardin expresó en el video como el sentimiento de soledad se había apoderado de su vida.

Imagen: Canva

También te puede interesar:¿Cómo te preparas para un matrimonio celestial tras un historial de abuso y divorcio?

“No creo que las personas se den cuenta de la soledad que se siente, hacer malabarismos con todo. Definitivamente te sientes diferente, especialmente en público, ya sea en eventos escolares o al caminar por la tienda de comestibles o en la Iglesia, te sientes diferente.

Es un sentimiento de mucha soledad, sientes que no eres suficiente. Piensas: ‘Le he fallado a mis hijos, le he fallado a mis padres, a mi familia, tal vez incluso le he fallado a Dios’”.

Un día, mientras Cardin conducía a casa después de llevar a una amiga al aeropuerto, se sintió temerosa por su futuro. De repente, al mirar hacia el cielo lluvioso vio un arcoíris. Ese arcoíris le trajo una sensación de paz.

Era un símbolo de la luz que necesitaba en su tiempo de oscuridad. Algo que para ella fue “muy brillante y hermoso”.

Imagen: Canva

Mientras estudiaba el significado de los arcoíris, descubrió que significaban paz y prosperidad, y supo que era una señal de su amoroso Padre Celestial. Ahora, cuando la vida la abruma, recuerda la promesa detrás de los arcoíris.

“No importa cuán temerosa pueda sentirme con respecto al futuro, o no sepa realmente cómo será mi vida o cuando me siento sola, la paz vendrá, los arcoíris vendrán”.

Esa es la promesa de Dios. Que a pesar de los momentos de tribulación y desafíos que podamos enfrentar, siempre habrá paz y la esperanza de un futuro mejor, un arcoíris en el cielo recordándonos el infinito amor de nuestro Dios, nuestro Padre Celestial.

Fuente: ldsliving.com

| Para meditar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *