Así se siente ser apartado y sostenido como un oficial general de la Iglesia de Jesucristo

Presidente Nelson

Han pasado apenas unas semanas desde que se llamó a la nueva presidencia general de la Primaria. Sin embargo, hay muchas cosas que la presidenta Camille N. Johnson y sus consejeras, la hermana Susan H. Porter y la hermana Amy A. Wright desean compartir.

En un reciente podcast, la nueva presidencia general de la Primaria habló de cómo se siente ser llamado y sostenido como un oficial general, qué aman de la Primaria y qué han aprendido hasta el momento de sus llamamientos.

“Somos simplemente mujeres comunes y corrientes. No obstante, nos han invitado a hacer algo extraordinario y eso solo es posible gracias a nuestro Salvador Jesucristo”, dijo la hermana Amy A. Wright, segunda consejera de la presidencia general de la Primaria.

¿Cómo se siente ser sostenido como oficial general?

También te puede interesar¿Cuál es la diferencia entre Setenta Autoridad General, Setenta de Área y oficial general?

Presidenta Camille N. Johnson

La presidenta Johnson dijo que fue una experiencia única estar en casa, en lugar de en el Centro de Conferencias, mientras el presidente Dallin H. Oaks, primer consejero de la Primera Presidencia, leía su nombre para un voto de sostenimiento durante la Conferencia General.

“Fue un momento hermoso para mí ver alrededor de esa habitación y estar con las personas que más amo. Tenía a mi familia allí conmigo y verlos a todos levantar la mano fue realmente extraordinario.

En ese momento, pudimos mirar la pantalla y ver a los 15 profetas, videntes y reveladores con los brazos en alto también”.

Hermana Susan H. Porter

La hermana Porter recibió su llamamiento como primera consejera de la presidencia general de la Primaria en compañía de su hija debido a que su esposo falleció.

“Fue una experiencia hermosa estar allí con ella [su hija] y poder reunirnos con la Primera Presidencia y tener sus manos sobre nuestras cabezas [presidencia general de la Primaria] para apartarnos y recibir un llamamiento sagrado”.

Hermana Amy A. Wright

El hijo menor de la hermana Wright se encontraba sirviendo en una misión en un pueblo remoto de África cuando ella iba a ser llamada como la segunda consejera de la presidencia general de la Primaria.

Sin embargo, la hermana Wright hizo una oración con mucha fe para que sus hijos escucharan, al mismo tiempo, su sostenimiento.

Afortunadamente, su hijo menor pudo sintonizar la Conferencia en el mismo momento en que el presidente Oaks anunciaba a la nueva presidencia general de la Primaria.

“En tiempo real, mi hijo menor escuchó que su madre fue llamada a servir como la segunda consejera de la presidencia general de la Primaria exactamente al mismo tiempo que sus hermanos.

Eso fue solo un hermoso recordatorio para mí de que cuando algo es importante para nosotros, también lo es para el Señor”.

¿Qué les gusta de la Primaria?

Niños y Jóvenes

Presidenta Camille N. Johnson

La presidenta Johnson dijo que una de las cosas que más le gusta de la Primaria es la oportunidad que tienen los niños de reconocer la influencia del Espíritu Santo.

“Creo que es particularmente importante que, como padres, líderes y mentores de la nueva generación, les ayudemos a identificar el Espíritu”, dijo.

Hermana Susan H. Porter

La hermana Porter habló sobre el poder de la música y la hermosa letra de las canciones de la Primaria que invitan al Espíritu:

“Ese ha sido uno de mis llamamientos favoritos en la Iglesia, la oportunidad que tuve una vez de ser la maestra de música de la Primaria y sentir cómo ese Espíritu les testificaba a los niños que lo que estaban cantando era verdad”.

niños

Hermana Amy A. Wright

La hermana Wright dijo que los niños vienen a la Tierra con corazones dispuestos a creer:

“[Los niños] están llenos de fe y están constantemente buscando conexiones entre ellos. No ven las diferencias… No es una coincidencia que nuestro Salvador nos exhorte a ser como niños pequeños”.

¿Qué han aprendido hasta el momento de su llamamiento en la presidencia general de la Primaria?

jesus milagros

Hermana Amy A. Wright

Debido a que la presidencia general de la Primaria ha tenido la oportunidad de reunirse con varios departamentos, comités y consejos ejecutivos en la sede de la Iglesia, la hermana Wright dijo que ha visto “la ayuda del Señor en la vida de cada persona”.

“Testifico que esta es verdaderamente la obra de Cristo y Su gloria, y no la nuestra. Es realmente reconfortante saber eso.

Él es perfectamente capaz de hacer Su propia obra. Sin embargo, nos invita a ser parte de Su obra para que podamos tener la oportunidad de esforzarnos y progresar”.

Hermana Susan H. Porter

La hermana Porter expresó su gratitud por la oportunidad de presenciar la restauración en curso y la aceleración de la obra del Padre Celestial en el poco tiempo que ha servido.

“Tengo un testimonio firme de que Dios, nuestro Padre Celestial, vive.

Él nos ama a cada uno de nosotros. Él está al tanto de nosotros. Él está al tanto de nuestras pruebas, conoce nuestros dolores y desea bendecirnos a cada uno de nosotros.

Él envió a Su Hijo a sufrir por nuestros pecados y a saber cómo es vivir en la Tierra.

Podemos recibir el Espíritu para guiarnos y ayudarnos en cada momento de necesidad”.

Presidenta Camille N. Johnson

La presidenta Johnson dijo que había escuchado predicar a la Primera Presidencia y el Cuórum de los Doce Apóstoles desde el púlpito sobre su interés en la voz de las mujeres.

Ahora, al haber participado en consejos, lo sabe mejor.

“Lo he visto suceder y he sentido un interés sincero en conocer las preocupaciones de las mujeres y las madres en el Evangelio”, dijo.

Agregó:

“Me siento muy agradecida por conocer a nuestro Salvador, saber de Su compromiso con nosotros hasta obtener Su misericordia, por Su voluntad de seguir trabajando con nosotros en nuestro estado imperfecto y por brindarnos la ayuda que necesitamos.

Testifico que el Espíritu Santo nos brinda consuelo, que es el medio por el cual sentimos el amor de nuestro Padre Celestial y de nuestro Salvador”.

Fuente: Church News

| Vida S.U.D

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *