Un vistazo a cómo funciona el tiempo del Señor

metas

Cuando era muy joven solía orar en la madrugada. Pensaba que si oraba a las 3 a.m. gran parte del mundo, o al menos en mi mundo, estaría durmiendo y mis oraciones no pasarían desapercibidas entre las otras millones.

En mi ignorancia de la juventud, no podía entender cómo Dios podía escuchar tantas oraciones al mismo tiempo. Por eso, a veces esperaba que la multitud se disipara para comenzar a orar y Él me escuchara.

Incluso hoy, los fieles luchan por entender el tiempo eterno. ¿Cómo pudo Cristo llevar a cabo la expiación infinita por cada uno de nosotros, uno por uno, nombre por nombre? Lo imaginamos en el Jardín de Getsemaní y en la cruz, y lo ubicamos dentro de los días, horas y minutos que entendemos en la mortalidad.

bondad

También te puede interesarPreguntas y respuestas: ¿Ocurren las muertes en el “tiempo del Señor”?

Incluso al tratar de imaginar la eternidad nos duele la cabeza. Nos seguimos preguntando qué viene después y cuándo llegará el final. ¿Cómo puede no haber un final?

Tanto la Biblia como el Libro de Mormón enseña que Dios es omnisciente y que puede ver el pasado, el presente y el futuro al mismo tiempo. Alma enseñó:

“Todo es como un día para Dios, y solo para los hombres está medido el tiempo”. (Alma 40: 8)  

José Smith dijo:

“Lo pasado, lo presente y lo futuro fueron y son, para Él, un eterno ‘hoy’”.

Sin embargo, incluso con estas definiciones entramos en confusión y simplemente aceptamos que nuestro cerebro mortal no puede entender el tiempo del Señor.

tiempo

Pero, ¿qué pasaría si pudiera darte un vistazo a un tiempo alternativo, aquí mismo en la Tierra? Hay una pista gloriosa a nuestro alrededor. Tal vez una pista que ampliará tu perspectiva y se encuentra en el mundo natural que Dios colocó aquí para que lo disfrutemos.

Solía ​​mostrar un video del proceso de crecimiento de las plantas a mis alumnos de secundaria. En los videos les mostraba plantas que consideramos estacionarias como las rosas. Apenas se mueven, no caminan, no corren.

Pero, bailan. ¡Sí! Aunque no lo creas.

Desearía que pudieras escuchar los gritos de asombro de mis alumnos cuando vieron los videos de las plantas balanceándose y desplegándose como si escucharan una sinfonía. (Reproduce el video, te sorprenderás)

Algunas de las plantas florecen, otras se tuercen dramáticamente y empujan otro brote. Son tan activas como cualquier atleta. Solo que su rendimiento es tan lento que no lo notamos.

Necesitas tomar fotografías en secuencia para capturar el increíble baile que hacen en todo el mundo, todo el tiempo y principalmente sin que lo noten los seres humanos.

Tal vez este es un pequeño vistazo de cómo el tiempo puede estirarse o condensarse en el reino de Dios.

Tal vez Él presta atención a las oraciones, establece una respuesta, le da alguna instrucción al Espíritu Santo y, luego, sin que siquiera pase un milisegundo, puede escuchar la siguiente oración y así sucesivamente.

Su mente y su capacidad pueden operar a un nivel tan alto que nuestro sistema de medición terrenal parece crudo y torpe.

escrituras fe desafíos

Vemos películas de viajes en el tiempo y encontramos vacíos en ellas. Hablamos de momentos extrasensoriales que no podemos explicar, por lo que dudamos de ellas. Pero, toda nuestra comprensión sobre este tema puede parecer preescolar para aquellos en el otro lado que han escapado de los cálculos mortales.

Tal vez seamos como las plantas o las estrellas. Quizás parezca que nos estamos moviendo en cámara ultra lenta para aquellos que están en el cielo. Tienen mucho tiempo para trabajar con nosotros, alentarnos, consolarnos y todo antes de pronunciar la segunda palabra de nuestra oración.

Todo antes de que se despliegue nuestro segundo pétalo. No sé si este es el caso, pero es algo que podemos, al menos, considerar.

Hay algo grandioso y emocionante que nos espera sobre este tema. Sin embargo, hemos recibido una pista de que podría haber más en la forma en que vemos el mundo. Tener fe.

Al menos, permite que las plantas en tu mundo te recuerden que las cosas no siempre son lo que parecen. A veces, son absolutamente impresionantes.

Esta es una traducción del artículo que fue escrito originalmente por Joni Hilton y fue escrito en latterdaysaintmag.com con el título “How Does God’s Clock Work?

| Para meditar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *